El PSOE ve "surrealista" que el PP "amenace" con retirar su apoyo al alcalde de Granada

Publicado 23/08/2019 13:13:11CET
El concejal del PSOE en el Ayuntamiento de Granada Eduardo Castillo
El concejal del PSOE en el Ayuntamiento de Granada Eduardo CastilloPSOE - Archivo

GRANADA, 23 Ago. (EUROPA PRESS) -

El concejal del PSOE en Granada Eduardo Castillo ha calificado este viernes la situación en el Ayuntamiento de "surrealista" después de las "amenazas" del primer teniente de alcalde, Sebastián Pérez (PP), de "retirar su apoyo" al regidor, Luis Salvador (Cs), y ha instado al equipo de gobierno a "trabajar" y dejarse de "dimes" y "diretes", o "hacerse a un lado".

Así se ha pronunciado Castillo, a preguntas de los periodistas en rueda de prensa, después de que Pérez haya pedido al alcalde un "posicionamiento sin titubeos" en el que se comprometa a "cumplir" el acuerdo que ha vuelto a mantener que alcanzaron para rotar en la alcaldía a mitad de mandato.

Para el edil socialista, la situación es "difícilmente comprensible", en tanto en cuanto un alcalde elegido hace algo más de dos meses por tres grupos políticos diferentes "ya haya perdido" el apoyo de uno de ellos, en referencia a Vox, y que el otro, el PP, ahora "amenace con retirarle el apoyo".

Eduardo Castillo ha señalado que el primer teniente de alcalde y presidente provincial del PP es "coatuor necesario de lo que ha pasado", que "lleva dos meses sin aparecer y sin ejercer sus funciones", y que "aparece para amenazar al alcalde que él mismo apoyó" con que "le va a retirar su apoyo".

Es una "dinámica que Granada, por supuesto, no se merece" y que al grupo municipal socialista "indigna". "En la calle nos dicen que qué está pasando en la ciudad", ha agregado Castillo, quien ha hecho referencia a la detención, en 2016, de José Torres Hurtado, exalcalde por el PP "apoyado por Cs", y al "esperpento con los mismos protagonistas" que ha señalado que ahora está "poniendo a la ciudad en una situación insostenible".

En este contexto, "o vuelven de las vacaciones y empiezan a trabajar" o "se tienen que echar a un lado", ha indicado el edil socialista, que ha incidido en que, durante los tres últimos años, Granada tuvo un equipo de gobierno del PSOE, grupo mayoritario en el Ayuntamiento, al que "le dolía la ciudad" y que ahora pasa "todo lo contrario".

Ha descartado que se den las "circunstancias" para una moción de censura, al no poder contar su partido con los "apoyos" suficientes, y que la cuestión es que la ciudad tiene "un gobierno que han apoyado tres partidos", con la "obligación de ponerse a trabajar", más allá del "mercadeo".

Para leer más