Actualizado 19/12/2009 19:26 CET

La fusión de Unicaja y Caja Jaén prospera en las asambleas generales y queda a la espera de las últimas autorizaciones

SEVILLA, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

Las cajas de ahorro Unicaja y Caja de Jaén han aprobado hoy en sus respectivas asambleas generales extraordinarias la fusión acordada por los consejos de administración el pasado 13 de agosto para crear la nueva entidad bautizada como Monte de Piedad y Caja de Ahorros de Ronda, Cádiz, Almería, Málaga, Antequera y Jaén, que una vez se consume el procedimiento con su inscripción en el Registro Mercantil, aglutinará un volumen de negocio de más de 50.000 millones de euros, 955 sucursales y más de 4.900 trabajadores.

En el caso de Unicaja, la fusión fue aprobada por unanimidad de su asamblea general extraordinaria, mientras el procedimiento cosechó un voto negativo en la asamblea general extraordinaria de Caja de Jaén, cuyo presidente, José Antonio Arcos Moya, espera abandonar el cargo durante el periodo transitorio por motivos personales. No obstante, la votación celebrada en Caja de Jaén supera "ampliamente" el mínimo de dos tercios de la asamblea que necesitaba la propuesta.

El documento aprobado, así, incorpora las cuentas anuales y el informe de gestión de los tres últimos ejercicios de las entidades participantes; y el proyecto de escritura fundacional de la nueva entidad, que recoge el proyecto de estatutos, reglamento y código de conducta y responsabilidad social.

El pasado 19 de noviembre, de hecho, los consejos de administración de ambas cajas celebraron también sendas sesiones extraordinarias para, por un lado, aprobar la adaptación "técnica" del proyecto de fusión de ambas entidades a la Ley de Cajas de Andalucía y, de otra parte, fijar la celebración de las asambleas generales extraordinarias consumadas hoy para ratificar el proyecto de fusión acordado en agosto por los consejos de administración.

NOMBRE COMERCIAL Y SEDE CENTRAL EN MÁLAGA

El nombre comercial de la nueva entidad será Unicaja, si bien, durante un período de tiempo determinado, convivirán las marcas de las entidades preexistentes. El domicilio social de la nueva caja, de todas formas, estará fijado en Málaga.

En cuanto al organigrama del nuevo ente, el consejo de administración de la nueva caja conservará la Presidencia, y tres vicepresidencias al incorporarse un miembro del consejo de administración de Caja de Jaén, si bien también se mantendrán los cargos de secretario y vicesecretario.

Los órganos de gobierno de la nueva caja se compondrán durante tres años de una asamblea general, formada por 190 miembros --160 de Unicaja y 30 de Caja de Jaén--; el consejo de administración, compuesto de 27 miembros --20 de Unicaja y siete de Caja de Jaén--, y la comisión de control, que estará constituida por 13 personas --diez de Unicaja y tres de Caja de Jaén--.

MÁS TRÁMITES

La fusión, no obstante, queda a la espera de "la obtención de las autorizaciones administrativas correspondientes y al propio otorgamiento de la escritura de fusión correspondiente", pues la fusión debe contar con el beneplácito de la Junta de Andalucía y del Banco de España, quienes constituyen los últimos peldaños antes de su inscripción en el Registro Mercantil.

A tal efecto, el propio Arcos Moya había advertido en declaraciones a Europa Press que ahora quedan "papeles, papeles y más papeles" que tramitar antes de que el Registro Mercantil zanje la fusión inscribiendo a la nueva caja de ahorros, que comenzará a operar al día siguiente del otorgamiento de la referida escritura, "sin perjuicio de su obligatoria inscripción en el Registro Mercantil correspondiente, así como en el Registro de Cajas de Ahorros de Andalucía y en el Registro de cajas de ahorros del Banco de España".

En el caso de que la escritura de fusión se presente para su inscripción en el Registro Mercantil ya en el ejercicio 2010, según Unicaja, "los efectos contables de la fusión se producirían el 1 de enero de ese año".

ACTIVOS Y VOLUMEN DE NEGOCIO

A la suma de ambas entidades correspondería, según datos de cierre del tercer trimestre del año, un volumen de negocio aproximado superior a los 55.000 millones de euros con un coeficiente de solvencia superior al 14 por ciento (siendo el mínimo legal el ocho por ciento). A tal efecto, la fusión alza a la nueva caja como el primer ente financiero de Andalucía y la sitúa en quinto lugar por beneficios y sexto por fondos propios en el ranking español, porque los beneficios se elevarían a 238,3 millones y los fondos propios a 3.031 millones. Los activos totales, igualmente, ascenderán a 34.786 millones de euros.

Respecto a la red de oficinas, la nueva entidad comenzaría su actividad con 955 sucursales, según datos agregados al cierre del tercer trimestre del año, y con 4.900 empleados (cifra de las entidades matrices). La caja resultante de la fusión se convierte en la séptima por número de empleados.

El presidente de la Junta de Ansdalucía, José Antonio Griñán, ha valorado en Almería el paso avanzado hoy en el proceso de fusión, porque después de hoy está "mucho más cerca el objetivo de contar con una gran caja que necesita Andalucía". Así, destacó que dará lugar a "una caja muy importante, la quinta en volumen de depósitos de España".