Actualizado 04/12/2015 13:06 CET

Arrojo (Podemos) se propone revertir en dos años los recortes sociales

Julio Rodríguez, Pedro Arrojo, María Galindo y Jorge Luis Bail (Podemos)
EUROPA PRESS

ZARAGOZA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

El cabeza de lista de Podemos al Congreso por Zaragoza en las elecciones generales del 20 de diciembre, Pedro Arrojo, se ha comprometido este viernes a trabajar para revertir en dos años los recortes sociales realizados "en todos los terrenos" por el Gobierno de España de Mariano Rajoy.

En el primer día de la campaña electoral, Pedro Arrojo ha recordado que la supresión de la emergencia social y la atención a los afectados, junto a los "daños colaterales" de las políticas de austeridad, forman parte del "ADN" de Podemos y es una parte "esencial" del programa con el que concurren a los comicios.

"El objetivo de este tiempo que culmina con estas elecciones, por parte de Podemos, es transformar la marea de indignación en dignidad y hacer llegar esa marea a las Cortes, el Senado e incluso a La Moncloa con un programa de cambio para un nuevo país que nos vuelva a ilusionar", ha aseverado el cabeza de lista.

Ha considerado que el programa económico de este partido es "el más sólido y claro" de todos los que están en liza, que tiene una clave, el Plan de Transición Energética, que prevé impulsar "una nueva energía verde para una nueva economía productiva", lo que será "una ventana de oportunidad" para Aragón.

Arrojo promoverá el desarrollo desde el Gobierno de España de la Nueva Cultura del Agua para acabar con "la amenaza del trasvase" y luchar contra el cambio climático, terminando con "la obsesión trasnochada del hormigón", en alusión expresa al recrecimiento del pantano de Yesa, cuyo presupuesto se ha cuadruplicado y que será "nuestro aeropuerto sin aviones" porque el peligro que representa esta obra para miles de personas hará imposible su puesta en marcha, ha considerado.

"VOLVERÉ A MIS LABORES"

Podemos apuesta por reabrir el paso ferroviario internacional de Canfranc (Huesca) y construir el Corredor Cantábrico-Mediterráneo, así como impulsar la logística y "barrer Aragón de clientelismo y corrupción", ha dicho Pedro Arrojo.

A su juicio, "el cambio ya está en marcha y Aragón es una buena prueba", ha continuado el candidato, señalando que "el cambio arranca" donde Podemos ha conseguido articular mayorías de gobierno y donde no ha podido se ha convertido en un "decisivo condicionante para que cambie la política y empecemos a recuperar una perspectiva de país digno".

"Somos gente normal que hemos peleado", ha proclamado Pedro Arrojo, anunciando que "después de estar en política volveré a mis labores" y ha puesto el ejemplo del número dos al Congreso por Zaragoza, el general y exjefe del JEMAD Julio Rodríguez, "un señor que podría estar en las puertas giratorias ganando muchos billetes en cualquier empresa de armamento española, europea o norteamericana".

Ha dejado claro que "los que seamos elegidos vamos a rendir cuentas, a los electos de Podemos se nos va a conocer" porque en Zaragoza estarán una vez al mes en el banco circular de la Plaza San Pedro Nolasco dando cuentas y recibiendo propuestas ciudadanas, al igual que en Huesca y Teruel.

"UN PAÍS NUEVO"

Para el segundo candidato por Zaragoza al Congreso, Julio Rodríguez, "es ilusionante ver cómo las grandes cuestiones de Aragón encuentran ya salida en un país nuevo" con "un proyecto nuevo para una nueva década".

"Tenemos un plan en el que pasamos de la indignación a la propuesta y un equipo", ha asegurado Julio Rodríguez, contraponiendo la política de "frases cortas" al proyecto de Podemos, que incluye sendas memorias económica y jurídica de la formación de Pablo Iglesias, que ofrecen "garantías constitucionales" para ejecutar sus proyectos.

Ha expuesto que "los planes no se pueden llevar a efecto si no tenemos también un gran equipo", entre cuyos miembros ha mencionado a la magistrada Victoria Rosell, el juez Juan Pedro Illanes y el profesor Juan Pablo Wert, "el otro Wert", así como Pedro Arrojo, quienes trabajan "por una España mejor, por un país nuevo que va a cambiar".

La cabeza de lista al Congreso por Teruel, María Galindo, ha dicho que "los problemas se han hecho muy grandes" en "el Aragón pequeño", en alusión al agudización de la despoblación y el envejecimiento, lo que ha achacado a "un modelo de país que nos ha dejado de lado".

Ha hecho notar que "el tijeretazo a la dependencia" ha provocado que 3.512 cuidadores en el hogar hayan perdido su empleo en la Comunidad, prometiendo un plan de choque para personas en situación de dependencia, y ha afirmado que "no hay futuro para una tierra que no tiene jóvenes", para mencionar los proyectos anunciados y no ejecutados, como el AVE por Teruel, la autovía a Madrid y los museos de la guerra civil y etnológico.

Ha abogado por garantizar las pensiones y proteger a las personas que están sufriendo pobreza material con una renta mínima de 600 euros al mes en hogares de una sola persona y una complementaria de 900 mensuales para trabajadores pobres.

AHORRO ENERGÉTICO

El cabeza de lista por Huesca, Jorge Luis Bail, ha asegurado que "la falta de modelo de país nos ha llevado al despoblamiento de las zonas rurales, nos ha hecho caer en un modelo de grandes empresas", criticando el denominado "impuesto al sol" y los "macropantanos".

Jorge Luis Bail ha recomendado elaborar sendos planes de ahorro energético y de energías renovables, dentro del Plan de Transición Energética, para reducir, al final de la próxima legislatura, la dependencia energética en un 80 por cien con medidas como la promoción de los paneles solares y el aislamiento de viviendas, en lugar de continuar con un modelo de "grandes petroleras y eléctricas" que "nos afecta a todos".

Este Plan favorecería la creación de empresas en el medio rural y se complementaría con la derogación de la Ley de Montes y la aplicación de la Ley de Desarrollo Rural de 2010 para evitar los monocultivos productivos, como el de la nieve en el Pirineo.

El candidato de Huesca ha aprovechado para criticar la propuesta de C's de fusionar municipios de menos de 5.000 habitantes, indicando que "no han estado mucho en Aragón", ya que "cualquiera se daría cuenta de que quedarían siete municipios".

Para leer más