Publicado 27/06/2020 11:59:47 +02:00CET

La bioeconomía echa a andar en Teruel, de la mano de un centro gestionado por el CITA

TERUEL, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria (CITA) trabaja en impulsar el Centro de Innovación en Bioeconomía Rural de Teruel. El objetivo es dinamizar la economía sostenible en la zona.

La directora gerente del CITA, Lucía Soriano, ha señalado que el Centro de Innovación en Bioeconomía Rural lleva ya bastantes años intentando arrancar y que, el objetivo que tiene ahora por delante, es conseguir dinamizarlo e impulsarlo.

Este espacio depende del Estado, en concreto, del Instituto de Investigación Agraria del Ministerio de Ciencia, pero se dieron las competencias para su gestión al Gobierno de Aragón y, concretamente, al CITA, que ya ha puesto proyectos en marcha en el centro.

No obstante, Soriano ha remarcado que todavía hay que darle un mayor impulso, dotarlo de más proyectos y personal, aunque "no todo vale", ya que "hay que desarrollar y potenciar actividades económicas basadas en recursos de origen biológico, buscar alternativas dentro de las actividades económicas aquellas que consumen combustibles fósiles".

"En este marco se puede desarrollar prácticamente todo lo que hacemos en el CITA. Pero donde podríamos centrarnos más y aportar nuestro valor añadido es en la gestión, por ejemplo, de aprovechamiento energético de biomasa". Ha recordado que el 54 por ciento de la superficie de Aragón es forestal.

"En este sentido, creo que podemos aportar un valor añadido desde Aragón en temas de economía circular", ha agregado. Además, ha remarcado que el CITA trabaja en proyectos que ponen el "máximo valor añadido" en explotaciones agrícolas, como, por ejemplo, la realización de bioplaguicidas con aceites esenciales. Asimismo, ha incidido en la importancia de turismo agroecológico.

"Estas son las grandes líneas que justifican este centro de Teruel, pero nosotros somos agentes generadores de conocimiento. Para que este espacio sea un punto de encuentro también necesitamos dinamizadores de actividad empresarial y generadores de valor económico y social".

Por ello, ha señalado que la idea es que en este centro turolense genere se pueda generar un "ecosistema de innovación en bioeconomía rural" que contribuya a "una transformación socioeconómica sostenible". En breve, el CITA sacará un proceso de contratación para aumentar la plantilla fija de este espacio.

"Mi objetivo y mi compromiso es pasar en este centro de la estrategia a la acción. Ahora hay que sentarse con la gente de Teruel y plantear algo factible, que al final el esfuerzo sirva para que las iniciativas se creen en Teruel y genere riqueza en el territorio", ha dicho.

Para Soriano, el futuro pasa por la bioeconomía, y este centro es una oportunidad para poder en marcha actividades económicas en Teruel para, a la par, ayudar a fijar población.

PROYECTOS

Entre los proyectos en los que está trabajando el CITA, enmarcados en la bioeconomía rural, está la ya citada realización de plaguicidas con aceites esenciales y la generación de envases con la parte del azafrán que no se emplea para uso alimenticio.

Asimismo, Soriano ha destacado que hay proyectos de investigación en parques micológicos relacionados con el turismo relacionado con los hongos, la miel o la trufa. En este contexto, Soriano ha opinado que hay que potenciar el desarrollo económico local y el comercio de proximidad, que es el que "al final" está "dando trabajo y fijando población".

Contador