Publicado 10/12/2021 13:34CET

CCOO Aragón advierte de la sobrecarga de trabajo del comercio en Navidad sin haber recuperado el empleo prepandemia

El secretario de organización de la Federacón de Servicios de CCOO Aragón, Gerardo Montori, y la secretaria general de la  CCOO Servicios Aragón, Marta Laiglesia.
El secretario de organización de la Federacón de Servicios de CCOO Aragón, Gerardo Montori, y la secretaria general de la CCOO Servicios Aragón, Marta Laiglesia. - EUROPA PRESS

ZARAGOZA, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

CCOO Aragón ha presentado este viernes su campaña 'Black reality' con la que quiere llamar la atención sobre la situación de precariedad y sobrecarga de trabajo en el sector comercio, que "ha recuperado la actividad, aunque no los niveles del empleo prepandemia".

La campaña de ámbito estatal se acaba de lanzar en Aragón para "explicar la realidad de los trabajadores del comercio, la precariedad del sector y las dificultades que tienen especialmente en conciliación", ha explicado el secretario de organización de Servicios de CCOO Aragón, Gerardo Montori.

Además de estas circunstancias, la secretaria general de Servicios de CCOO Aragón, Marta Laiglesia, ha llamado la atención sobre la sobrecarga de trabajo a la que se están enfrentando los empleados de comercio porque las plantillas "no han recuperado su nivel de 2019".

Laiglesia ha hecho hincapié el exceso de trabajo que suponen las festividades de final de año, subrayando que "no hemos preparado el comercio en Aragón ante la campaña de Navidad", ya que "no se están reforzando las plantillas" y queda patente que "afronta esta campaña de ventas con menos personal que antes de la pandemia".

La representante sindical ha insistido en que las plantillas del sector viven en los últimos meses del año "un periodo de cargas de trabajo extremas, que comienza con el Black Friday y el Cyber Monday", y siguen "la primera quincena de diciembre con las compras navideñas, durante todo el mes hasta las rebajas de enero" y concentra "el 70 por ciento de los festivos de apertura autorizada", en lo que ha calificado de "cincuenta días de jornadas extenuantes".

Ha argumentado que los contratos de refuerzo "son anecdóticos", y ha detallado la situación laboral del sector que cerró el tercer trimestre de 2021 "con 3.784 personas ocupadas menos en Aragón de las que había en el mismo periodo de 2019".

BAJADA DE AFILIADOS

También las cifras de afiliación a la Seguridad Social de este octubre muestran un diferencial de casi 185 personas menos" respecto al año pasado, que responden sobre todo a "autónomos y el pequeño comercio de proximidad que normalmente tiene al frente al dueño, y se han tenido que dar de baja", ha dicho Laiglesia. A ello se añaden los 393 trabajadores que siguen en ERTE.

Además de la bajada del empleo, la representante sindical ha desgranado otras problemas como "la precariedad", con un "aumento de la tasa de parcialidad hasta el 25 por ciento", que en el caso de las mujeres, "es cinco veces superior al de los hombres --con un 38,6 por ciento de jornadas reducidas entre las primeras por un 7,4 en los segundos--".

Laiglesia ha recalcado que en el 51 por ciento de esa parcialidad es "porque no se encuentra trabajo a jornada completa, no porque la gente lo quiera".

RETRASOS EN LOS CONVENIOS

La secretaria general de Servicios de CCOO ha reivindicado el carácter "esencial" del sector del comercio, y ha ensalzado su labor el ultimo año "demostrando una enorme profesionalidad para garantizar los servicios mínimos a la sociedad", advirtiendo que "en lugar de reconocerles su trabajo", desde la pandemia "muchas patronales mantienen los convenios colectivos bloqueados".

Así, Laiglesia ha enumerado que "el 65,3 por ciento de los convenios colectivos sectoriales están vencidos" y un "20 por ciento adicional" lo estará a finales de este año.

Montori ha detallado que "la pandemia suspendió la negociación" de convenios entonces en curso como "el del comercio textil en Aragón, que afecta a muchísimas trabajadoras, tanto de grandes grupos como pequeñas tiendas", si bien se ha cerrado "el del calzado en Zaragoza" y están pendientes los de "Huesca y Teruel".

El sindicalista ha puntualizado que el coronavirus no solo frenó los procesos negociadores sino que "ha creado posiciones diferentes a las que existían antes" y que ahora la subida del IPC "va a dificultar mucho llegar a acuerdos".

En este sentido, Laiglesia ha reclamado que los nuevos convenios sirvan para resolver problemas actuales del sector como "la prolongaciones de jornada que no se retribuyen o la falsa parcialidad" por la que "se trabajan más horas de las que están contratadas y cotizadas", y ha indicado que "el sector del comercio es que registra más irregularidades, después de la hosteleria, en la Inspección de Trabajo".

Igualmente ha defendido el respeto a la "jornada máxima establecida por ley" y el "derecho al descanso", para lo que se ha pedido que se reduzcan los festivos de libre apertura para el comercio.

DOMINGOS Y FESTIVOS

"La apertura en domingos y festivos no crea más empleo", ha asegurado Laiglesia, añadiendo que "se distribuyen las jornadas y se aumentan las horas de hecho, pero no de derecho", y ha puesto como ejemplo que "el repunte de cotización media en la Seguridad Social" respecto a otros meses "no llega al dos por ciento".

Esta reivindicación se incluye en una batería de diez propuestas dirigidas desde el sindicato que incluyen, entre otras, "avanzar en medidas de regulación de horarios y fines de semana", una política de contratación "basada en la estabilidad", que "reduzca la parcialidad y elimine el fraude", y que "dignifique el sector en términos salariales" ya que es "uno de los peor pagados".

Gerardo Montori ha alertado sobre los cambios que esperan al sector y ha pedido que "las posibles reestructuraciones que puedan producirse se basen en el diálogo".

Se ha referido a las novedades que ha introducido el comercio digital, que se ha acelerado con la pandemia y ha subrayado que "no debe destruir empleo, sino transformar una parte del existente para dar servicio a ese nuevo estilo de compra".

Ambos representantes de CCOO en Aragón han apelado a la vía del diálogo para avanzar en la mejora de las condiciones de sector poniendo como ejemplo el traslado de la fiesta de San Valero en Zaragoza "de viernes 28 al lunes 31, para que los trabajadores del comercio pudieran tener dos días seguidos de fiesta, algo rarísimo en este sector", ha referido Marta Laiglesia, rtrs relatar el proceso negociador con el ayuntamiento de la capital.

En el ámbito de los festivos de libre apertura, Laiglesia ha abogado no solo por la responsabilidad de las empresas y las administraciónes, sino también a los consumidores, incentivando la compra planificada para "no privar a los trabajadores del descanso y de estar con sus familias".

Gerardo Montori, por su parte, ha presentado la plataforma web 'conciliacionencomercio.com' que se acaba de crear desde CCOO y en la que el sindicato anima a los trabajadores de este sector a explicar su situación y presentar sus quejas.

Para leer más