El Consejo Social de la UZ, CREA y Cepyme convocan el II Premio a la Transferencia de conocimientos a la empresa

Actualizado 24/09/2009 20:49:18 CET

ZARAGOZA, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Consejo Social de la Universidad de Zaragoza (UZ), la Confederación de Empresarios de Aragón (CREA) y la Confederación de Empresarios de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme) en Aragón han convocado la segunda edición del Premio a la Transferencia de conocimientos a la empresa.

El objetivo de esta distinción es promover y apoyar el desarrollo de experiencias investigadoras de aplicación en el ámbito empresarial. El plazo de presentación de candidaturas finaliza el 15 de enero de 2010, ha informado la Universidad de Zaragoza en un comunicado.

En esta convocatoria se entregarán un primer y un segundo premio, dotados con 6.000 y 4.000 euros, respectivamente. En el caso de que dos candidaturas obtengan un mismo premio, la dotación económica se distribuirá equitativamente.

La UZ ha indicado que el jurado del premio valorará aquellas contribuciones de fácil adaptación en la actividad empresarial y con "impacto en la competitividad", así como los proyectos que optimicen la actividad empresarial que resuelvan algún problema existente.

Además, se valorarán especialmente ideas experimentadas en la actividad real de la empresa y las actuaciones que mejoren aspectos de seguridad y prevención o de calidad integral de los procesos.

Podrán optar al premio todos los investigadores o grupos de investigación de la Universidad de Zaragoza que hayan desarrollado durante los cursos 2007-2008 y 2008-2009 algún proyecto de investigación.

Los candidatos deben presentar antes del 15 de enero en el Registro General de la Universidad de Zaragoza, a la atención del presidente del Consejo Social, una memoria de su proyecto que explique las experiencias desarrolladas y la contribución de las mismas al ámbito empresarial.

PRIMERA EDICIÓN

La primera convocatoria del Premio a la Transferencia de conocimientos a la empresa, fallada en febrero de 2009, contó con 22 candidaturas. El primer premio fue para el proyecto 'Ricota F-100 Embalaje Activo', del Grupo Universitario de Investigación Analítica (Guía), presentado por Cristina Nerín.

El proyecto consiste en el desarrollo de un nuevo concepto de embalaje en colaboración con Repsol, para el transporte de frutas y hortalizas, un producto que una vez aplicado a las cajas de cartón evita la proliferación de agentes patógenos y alarga la vida de las frutas y hortalizas que transporta.

El segundo premio de la primera edición se compartió entre 'Blindaje de cables para los sistemas de enclavamiento y señalización en las líneas de trenes de Alta Velocidad', presentado por Conrado Rillo, junto con otros investigadores, y 'Desarrollo de la fabricación de fibras sintéticas con microcápsulas de aloe vera y vitamina E', presentado por Carlos Téllez, junto con otros investigadores.