Expo 2008.- La Plaza Temática 'Oikos' recibe al día una media de 6.500 visitantes, siendo la segunda plaza más visitada

Actualizado 06/07/2008 16:27:28 CET

ZARAGOZA, 6 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Plaza Temática 'Oikos, Agua y Energía', situada en el sur del recinto de la Muestra Internacional de Zaragoza, en la parte más cercana al río Ebro, recibe al día una media de 6.500 visitantes, convirtiéndose en la segunda plaza más visitada después de 'Sed', según los datos ofrecidos a Europa Press, por el jefe de la Unidad Operativa de la plaza, David Alonso.

Las plazas temáticas constituyen un espacio de reflexión y esparcimiento dentro del recinto de la Exposición Internacional 2008. Las plazas, que han sido diseñadas por los arquitectos Batlle i Roig y los aragoneses Juan Gayarre y Ricardo Marco, forman parte de un bulevar ecológico de 370 metros de largo y 20 de ancho. Para su construcción se han inspirado en el paseo de Copacabana de Río de Janeiro obra del paisajista Roberto Burle Marx.

'Oikos, Agua y Energía' expone la visión del agua como fuente de generación y almacenamiento de energía. El recinto es ambientalmente sostenible, ya que cuenta con varios dispositivos de captación de energía como aerogeneradores o placas solares. Esta Plaza Temática tiene 845 metros de superficie expositiva y un patio central ajardinado de unos 300 metros.

La Plaza Temática 'Oikos', que significa 'casa' en griego, está compuesta por ocho módulos y pretende concienciar a los visitantes de las ventajas que ofrecen las energías renovables, frente a las fósiles, que además de una mayor contaminación, tienen una fecha de caducidad temprana. Oikos quiere que "sobre todo los niños sean conscientes de que no podemos seguir haciendo un uso abusivo de las energías fósiles", explicó el jefe de la Unidad Operativa de la plaza, David Alonso. Añadió que con este fin se ha concebido la plaza como "un juguete", donde los niños pueden interactuar con todo lo que rodea a Oikos.

El primero de los módulos de la plaza da la bienvenida a los visitantes y entre sus atractivos destaca una gran bola del mundo, donde se puede ver, que la mayor parte de la Tierra es agua. Además, este primer módulo es el punto de nacimiento del río que recorre toda la plaza. Tras este módulo, se entra en el de las energías fósiles, que son las más utilizadas, aunque también las más contaminantes y con un final más próximo. Por tanto se trata de hacer ver que hay que hacer un uso más racional de estas energías y en la medida de lo posible, sustituirlas por renovables.

A partir de aquí aparecen el viento, el sol y el agua como elementos de la naturaleza y fuente de las energías del futuro. Por último, el visitante entra en una casa bioclimática de consumo cero, que ya no es una utopía, sino una realidad factible. La casa es obra de Paulo Peñas y Domingo Guinea y aunque su precio inicial sea más caro que el de una casa normal, en 10 años se recupera la inversión, ya que no genera ningún gasto de luz ni de calefacción.

'Oikos' es una de las plazas temáticas que más éxito están teniendo entre los más jóvenes, y es que como comentó una visitante, Marta Roy, los niños puden tocarlo todo y jugar con las cosas que componen la plaza, algo que no ocurre en los pabellones".

En cuanto a los mayores, los visitantes salen concienciados del buen uso que hay que hacer de las energías. Uno de ellos, Pablo Sancho, salió convencido "de las ventajas que tiene para el medio ambiente subir un grado la temperatura del aire acondicionado".

La plaza, que tiene un presupuesto de 3,4 millones de euros, muestra cómo capturar, transformar y almacenar energía desde todas las posibles fuentes y todas sus posibles utilizaciones conectándolas con las que se tienen en una casa, de ahí el nombre de la plaza, 'Oikos'. En definitiva, esta plaza muestra todas las ventajas de las energías renovables aplicadas a la vida cotidiana.