Iglesias defiende que el "derecho a la educación no es sólo una prioridad, sino una responsabilidad común"

Actualizado 30/03/2011 17:04:32 CET
EP

ZARAGOZA, 30 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias, ha defendido que el "derecho a la educación no es sólo una prioridad, sino una responsabilidad común" durante la entrega de premios del Día de la Educación Aragonesa, que coincide con el 111º aniversario del nacimiento de la filóloga aragonesa María Moliner.

Durante el acto, que se ha celebrado en la Sala de la Corona del Edificio Pignatelli de la capital aragonesa, se ha hecho entrega de la Medalla de la Educación Aragonesa a la Real Sociedad Española de Física y a la Compañía Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl, como reconocimiento a su destacada labor en el ámbito de la educación a lo largo del último año.

Asimismo, se han otorgado los diplomas a los alumnos con premios extraordinarios de Formación Profesional y Bachillerato del curso 2009-2010 y las cruces al mérito educativo 'José de Calasanz'.

El presidente aragonés ha estado acompañado en este acto por la consejera de Educación Cultura y Deporte del Ejecutivo autónomo, María Victoria Broto.

En su discurso, Marcelino Iglesias ha querido agradecer "el esfuerzo y el compromiso" de los premiados y el "estímulo" que suponen para los demás alumnos "en estos momentos de dificultad económica", en los que hay que "apoyar y estimular" a los estudiantes, puesto que son el "futuro".

El presidente ha resaltado el "esfuerzo permanente" del Gobierno de Aragón desde que asumió las competencias en materia de Educación, que ha estado "encaminado a mejorar los resultados individuales" y "garantizar así los mejores resultados sociales".

Asimismo, Iglesias ha destacado que "cada vez hay más alumnos de Formación Profesional" y que estos estudios "garantizan una mejor empleabilidad" y un "mayor desarrollo personal", que se adapte a los "requerimientos del mercado y a los modelos productivos".

Para el presidente del Ejecutivo autónomo "cualquier tiempo pasado" en la educación de la Comunidad, "no fue mejor", y ha abogado por "mantener" el "modelo educativo universal adaptado a la realidad de Aragón", que precisa de una "mejora continua en el progreso del sistema educativo" para alcanzar el "éxito como individuos y como sociedad".

Por su parte, la consejera María Victoria Broto, ha subrayado la labor educativa de María Moliner y su "compromiso" en la labor de "educar para comunicar". Además, ha señalado que reconociendo los méritos de personas como las que se han premiado en este acto, "el sistema se reconoce a sí mismo".

"APOYO A LA CIENCIA"

La presidenta de la Real Sociedad Española de Física, María del Rosario Heras, primera mujer que ocupa este cargo desde la fundación de la Sociedad en 1903, ha recogido este reconocimiento y ha defendido el "apoyo de la ciencia" y el "impulso a la educación científica y la innovación", para contribuir al desarrollo y divulgación de esta disciplina.

La Medalla extraordinaria de la Educación Aragonesa ha recaído en la Compañía Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl, que ha recibido la visitadora provincial de Pamplona, Sor Soledad García. La religiosa ha subrayado el "compromiso" educativo de su orden para crear "una sociedad más justa, más pacífica y más humanitaria". Esta orden religiosa creó su primera escuela en España en 1792 en la localidad de Barbastro (Huesca).

En cuanto a la Cruz 'José de Calasanz' al mérito educativo, reconocimiento creado en 2003, ha sido otorgado a los profesionales de la docencia César Bona, María del Carmen Campo, Carlos Llanos, Joaquín Millán, José María Monserrat, Monserrat Muñoz, María Luisa Serrano y Teresa Vicente.

Durante el acto, también se ha hecho entrega de los diplomas a los 23 alumnos con mejores expedientes académicos del pasado curso académico 2009-2010 de Formación Profesional (FP) y Bachillerato.