Publicado 05/03/2021 16:23CET

Lambán asegura que la prioridad de su Gobierno es restituir la igualdad y seguridad asistencial

El presidente de Aragon, Javier Lambán, inaugura residencia de la Fundación Rey Ardid en Huesca.
El presidente de Aragon, Javier Lambán, inaugura residencia de la Fundación Rey Ardid en Huesca. - GOBIERNO DE ARAGÓN

Así lo ha indicado este viernes durante la inauguración de una residencia de la Fundación Rey Ardid en la que se han invertido 8,5 millones

HUESCA, 5 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha asegurado que la prioridad de su Ejecutivo para los próximos meses es restituir la igualdad y la seguridad asistencial. Ha evidenciado que el tercer sector ha estado especialmente afectado por la crisis sanitaria y ha adelantado que el Departamento de Ciudadanía "no tardará mucho" en arbitrar nuevas ayudas.

Ha realizado estas declaraciones durante la inauguración de una residencia de la Fundación Rey Ardid en la capital oscense. Este nuevo centro ha supuesto una inversión de 8,5 millones de euros y creará 80 puestos de trabajo. Se trata de un centro innovador que abrirá entre mediados de marzo y principios de abril.

El presidente de Aragón ha destacado el papel jugado por los profesionales sociosanitarios y de residencias durante la pandemia, sobre todo "en los momentos iniciales más duros", y ha reivindicado al tercer sector como una de las "palancas fundamentales" para que Aragón sea líder en solidaridad por atender a las personas más vulnerables.

En este contexto, ha precisado que, durante la pandemia, desde el Departamento de Ciudadanía se ha tratado de estar "a la altura de las circunstancias". Ha agregado que la consejera del ramo, María Victoria Broto, ha estado "minuto a minuto pendiente de lo que ocurría, de la evolución de los contagios, organizando los centros COVID, que tan buen resultado han dado, y promulgando algunas líneas de ayudas que ya se han agotado".

"Me atrevo a pronosticar que el Departamento de Ciudadanía no tardará mucho en arbitrar nuevas líneas de subvenciones, porque sabemos que lo están pasando mal, que el impacto del virus, de los fallecimientos, de los sobrecostes que todo ello ha ocasionado, ha causado estragos en la gestión de los recursos --del tercer sector--". Solucionar esta situación, ha continuado, requiere de ayudas.

Lambán ha afirmado que su Gobierno está "empeñado" en hacer "inventario de daños" y en reparar "todos los destrozos" que la pandemia ha provocado en el sistema social y económico, "que han sido muchos y que yo diría que ni siquiera han sido todavía evaluados en su totalidad".

Se ha referido a "daños en el sistema sanitario, en el sistema social, en el sistema educativo, en el sistema económico". Ha aclarado que la "agenda mediática" está ocupada por "las reivindicaciones absolutamente justas" de los sectores económicos "más damnificados" por la pandemia.

"Estamos trabajando para resarcirles en la mayor medida posible de los daños que han experimentado en sus negocios, en sus familias, aunque ya les advierto de que no vamos a tener, ni de lejos, los recursos necesarios para que ese resarcimiento, sea total y absoluto". Además, ha mencionado que no sólo están afectados los sectores de hostelería y turismo y que "a todos, de una u otra forma, por justicia, habría que llegar".

No obstante, ha matizado que se habla menos de los daños que la pandemia ha ocasionado sobre los sectores más vulnerables. "Desde luego, les aseguro que para el Gobierno que presido la prioridad absoluta va a ser atender a estos sectores". Por ello, ha incidido en que su Ejecutivo se va a dedicar a "reparar los destrozos sobre el sistema social".

"Las políticas de igualdad de oportunidades, las políticas de garantizar la seguridad existencial de las gentes van a ser las que marquen, de manera absolutamente prioritaria, la agenda del Gobierno de Aragón en próximos meses", ha aseverado.

El presidente de Aragón ha remarcado el papel de las residencias como servicio a la sociedad, y teniendo en cuenta los elevados índices de dependencia de una parte importante de las personas que viven en ellas. En Aragón, 10.000 de las plazas que existen son públicas o concertadas; que esa concertación se va a incrementar un 2,5 por ciento este año y que en los últimos tres, contando la previsión para 2021, ese crecimiento ha sido del 10 por ciento.

Sobre las vacunaciones también ha hablado la consejera de Ciudadanía, María Victoria Broto, quien ha especificado que han autorizado a las residencias a que puedan condicionar la entrada a personas que decidan no inocularse pero que, en ningún caso, se prohíbe.

FONDOS EUROPEOS

Por otra parte, el jefe del Ejecutivo aragonés ha desgranado que la llegada de los fondos europeos para la recuperación no sólo va a servir para reparar "los destrozos" de la COVID-19 sino también "para mejorar todos los sistemas, tanto desde el punto de vista económico como desde el punto de este educativo y social, para digitalizarlos, para encauzarlos en el imparable proceso de transición ecológica".

"Vamos a tener recursos y de lo que se trata es de que sepamos utilizarlos bien y que los utilicemos, además, de acuerdo con el resto de las administraciones". Ha comentado que Aragón tiene la suerte de contar con una "excelente sintonía" entre los distintos poderes públicos para realizar actuaciones concretas.

"Nadie se tiene que quedar atrás, no tiene que producirse ningún tipo de situación de miseria como consecuencia de todo lo que nos ha ocurrido con la COVID". Ha dicho que no puede ser que sin haber cerrado "del todo" la crisis de 2008 se añadan "los destrozos" de la pandemia. Ha confiado en que la recuperación se pueda "encauzar" con la vacunación a la mayoría de la población.

CONTAGIOS EN LAS RESIDENCIAS

El número de contagios en las residencias de Aragón ha descendido un 80 por ciento teniendo en cuenta los datos del 30 de diciembre, cuando se registraron 1.528 personas contagiadas, mientras que esta semana han sido 307 contagios. Los brotes abiertos han caído un 59 por ciento, pasando de 43 a 18.

El descenso de brotes en las residencias es reflejo directo del proceso de vacunación en la Comunidad, que alcanza al 96 por ciento de la población residente con la primera dosis y al 91 por ciento de vacunación con la segunda.

Esto significa que han recibido esta segunda dosis 15.794 residentes y 10.412 trabajadores de un total de 18.334 y 13.257, respectivamente. Además, sigue descendiendo el número de profesionales que no se han vacunado, que se sitúa en 1.676, un 12,6 por ciento del total.

Durante esta visita a la capital oscense, Lambán ha estado acompañado, además de por María Victoria Broto, por el alcalde de Huesca, Luis Felipe, y el presidente de la Fundación Rey Ardid, Alfonso Vicente.

La nueva residencia que Rey Ardid ha inaugurado en la ciudad es un centro innovador en tecnología aplicada al cuidado de las personas mayores. Dispone de un total de 160 plazas de residencia y 30 de centro de día, distribuidas en una superficie edificable de 10.500 metros cuadrados. La puesta en marcha de este centro ha contado con una inversión de 8,5 millones de euros y se prevé que cree 80 puestos de trabajo.

El presidente de Aragón ha hecho hincapié también en la importancia de que una Fundación como Rey Ardid, con más de 20 años de experiencia en la atención a las personas mayores, haya decidido realizar esta importante inversión en Huesca y ha destacado la importancia del tercer sector tanto para los cuidados como para la economía aragonesa.