Rudi anima a los médicos internistas a mejorar la calidad asistencial y lograr la eficiencia en la gestión de lo público

Publicado 20/03/2014 20:47:18CET
Rudi inaugura la Reunión de Insuficiencia Cardíaca de la SEMI
EUROPA PRESS

ZARAGOZA, 20 Mar. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha animado a los médicos internistas que participan este jueves y viernes en Zaragoza en la XVI Reunión de Insuficiencia Cardíaca y Fibrilación Auricular, a que la guía de su actividad sea "la mejora de la calidad asistencial", así como a buscar la "eficacia y eficiencia en la gestión de los recursos públicos para conseguir mantener el Estado del Bienestar".

Rudi, que ha estado acompañada por el consejero de Sanidad, Ricardo Oliván, y responsables de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), organizadora de la reunión, ha expresado el "firme compromiso" de su Gobierno "con un sistema sanitario público de calidad", que actúe "de manera complementaria con la sanidad privada porque el objetivo de todos es el mismo, que los ciudadanos dispongan de la mejor sanidad posible".

La presidenta ha felicitado a los facultativos por la tarea que desempeñan en el día a día y en el abordaje de la insuficiencia cardiaca, enfermedad relacionada con el envejecimiento y que se estima que padece el ocho por ciento de la población mayor de 65 años. En España, alrededor de 650.000 personas la padecen y 50.000 en Aragón, según la SEMI.

Al respecto, ha mencionado el proyecto de las unidades de manejo integral de pacientes con insuficiencia cardiaca, que permite "un modelo de gestión con más calidad", además de la mejor atención a estas personas y la continuidad asistencial en coordinación con la atención primaria.

Asimismo, ha agradecido a los asistentes que dediquen una parte de su tiempo a la formación, que después redunda en la atención a los ciudadanos.

La presidenta de la SEMI, Pilar Román, se ha referido también a las unidades de manejo integral de pacientes con insuficiencia cardiaca, que han logrado "un ahorro de costes", así como "que los pacientes y las familias estén mejor" y cuya finalidad es "tratar a las personas y no a las enfermedades", así como alcanzar "un consenso con los pacientes sobre los objetivos que hay que lograr". Román también ha reivindicado la importancia de los especialistas generalistas, como los médicos de familia y los internistas.