El Gordo permitiría ahorrar 22.699 euros en intereses a una familia asturiana

Actualizado 15/12/2015 11:15:27 CET
Administración de lotería, lotería, navidad, gordo, gente esperando a la cola
EUROPA PRESS

   OVIEDO, 15 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El Gordo de la Lotería de Navidad repartirá el próximo 22 de diciembre 400.000 euros por décimo premiado, una cifra que, de emplearse en finiquitar las deudas pendientes, permitiría que una familia asturiana se ahorre una media de 22.699,49 euros en intereses, según un análisis de Kelisto.es.

   Quienes ganen el Gordo de la Lotería de Navidad tendrán que pagar, al menos, el impuesto de la solidaridad, que tiene un gravamen del 20 por ciento que se aplica a los premios que superen los 2.500 euros. Para un ejemplo como el del Gordo, el Fisco se quedaría con 79.500 euros. Por tanto, al descontar esta cantidad el importe neto que recibiría el agraciado cuando fuera a cobrarlo sería de 320.500 euros.

   Si el premiado decidiera repartir su premio, un tributo adicional entraría en juego el impuesto sobre Sucesiones y Donaciones. Este gravamen tendrá que ser abonado por quien recibe el dinero y varía en función de la Comunidad Autónoma, aunque muchas de ellas prácticamente lo eliminan para hijos y cónyuges mediante bonificaciones, como sucede en Madrid, Cantabria, La Rioja, Cataluña o Extremadura, entre otras.

   Otro de los gravámenes a los que podrían tener que enfrentarse los agraciados con el Gordo es el impuesto de Patrimonio. Ahora bien, para que eso fuera así, los bienes de los premiados, una vez sumado el premio, tendrían que sumar más de 700.000 euros, que es el límite exento de pago. Además, dado que la vivienda habitual está exenta hasta los 300.000 euros, a efectos prácticos la cantidad libre de tributación sería de 1.000.000 euros. El porcentaje a pagar por este tributo varía en función de las Comunidades Autónomas, salvo en Madrid, donde existe una bonificación del 100%.

   Tras cumplir con los deberes como contribuyentes, llegaría el momento de finiquitar las deudas. Si una familia asturiana decidiera liquidar su hipoteca pendiente (de media, 92.874 euros en el Principado de Asturias), ahorraría 22.361,98 euros en intereses, una cifra a la que habría que restar los gastos vinculados a la operación, como las comisiones o los gastos de notario y registradores. Teniendo en cuenta todos estos elementos, el ahorro neto en intereses sería de 20.854,87 euros.

   En caso de que, además, los agraciados decidieran acabar con la deuda que mantienen en préstamos al consumo (8.817,51 euros por hogar), podrían ahorrar una cantidad aún mayor: otros 1.932,80 euros que, descontados los gastos de la operación, se quedarían en 1.844,62 euros. Si se suma esta cantidad a los 20.854,87 euros que se ahorrarían al finiquitar la hipoteca, el ahorro total por familia se situaría en 22.699,49 euros.