Actualizado 30/05/2008 12:39 CET

Gobierno y Consejo de Investigaciones Científicas colaboran en la gestión de la fauna silvestre en la región

SANTANDER, 30 May. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca y Biodiversidad del Gobierno regional ha suscrito un convenio de colaboración con el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) para el apoyo científico a la gestión de la fauna silvestre de Cantabria.

Mediante dicho convenio, publicado hoy y recogido por Europa Press, la Consejería aportará un total de 140.000 al CSIC a lo largo de 2008 y 2009. El acuerdo podrá prorrogarse por periodos anuales.

Entre las actuaciones a realizar en el desarrollo del convenio figuran el desarrollo de protocolos de seguimiento de las poblaciones cántabras de liebre y estudio genético de las mismas; diseño del Programa de Monitorización del Ciervo en Cantabria; análisis toxicológicos de ejemplares de fauna silvestre, ante sospechas de intoxicación involuntaria o envenenamiento voluntario; diseño y ejecución de campañas de sensibilización, información y participación del colectivo de cazadores en las actuaciones de gestión cinegética, entre otras.

El CSIC se encargará de aportar la documentación necesaria y estudios básicos existentes al respecto para el desarrollo de los estudios, los medios materiales necesarios, de campo y de laboratorio, así como los medios de transporte para los desplazamientos de campo.

Además, este organismo prestará, durante la ejecución del convenio, asesoramiento científico y técnico a la Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca y Biodiversidad en todas las actuaciones que realice y que puedan afectar directamente a las especies objeto del acuerdo o alterar sus hábitats, así como la puesta en marcha y ejecución de las medidas de conservación y gestión que se adopten para estas especies.

Asimismo, el CSIC se hará cargo, a través del Instituto de Investigación en Recursos Cinegéticos, se hará cargo de la gestión financiera y de la presentación de la memoria económica final de los gastos efectuados.

Por su parte, la Consejería deberá abonar la cuantía económica al CSIC --140.000 euros en dos años--, así como aportar, en la medida de lo posible, las instalaciones e infraestructura de que dispone, la colaboración técnica que sea necesaria, y las autorizaciones pertinentes para el buen desarrollo de los trabajos.