Publicado 05/11/2014 14:47CET

CANTABRIA.-Torrelavega.- ACPT denuncia que los grupos municipales priman los intereses económicos por encima de los políticos

Pleno municipal de Torrelavega
AYUNTAMIENTO DE TORRELAVEGA

TORRELAVEGA, 5 Nov. (EUROPA PRESS) -

Asamblea Ciudadana por Torrelavega (ACPT) ha denunciado este miércoles que todos los grupos políticos del Ayuntamiento se organizan en función de intereses económicos particulares en lugar de primar el interés general.

Tras censurar el "abusivo" sueldo que se paga a los concejales liberados del Ayuntamiento de Torrelavega, 20.570 euros al año, el portavoz del ACPT, Iván Martínez, ha acusado a los concejales de PP, PSOE y PRC de primar los intereses económicos por encima de los políticos.

En rueda de prensa, ha recordado que en el Pleno de este martes se aprobó que la dedicación parcial de la concejala del PP Berta Pacheco pasara a Enrique Gómez Zamanillo; y se informó del cambio en la titularidad de los concejales del PP asistentes a las comisiones, cuestión que debería responder a una "teórica" mejor organización del grupo.

"Lo grave" es que, según ACPT, esos cambios no obedecen a intereses políticos sino "única y exclusivamente a intereses económicos", pues ha realizado modificaciones para que sus ediles cobren. Así, como Zamanillo, que formaba parte de "casi todas las comisiones", ahora no tendrá derecho a cobrar dieta por asistencia al ser liberado, "deja de ser titular de las mismas, recayendo esa titularidad en otros concejales que no tienen liberación para que cobren la dieta de asistencia".

Se trata de una práctica que "no es nueva" en el Ayuntamiento, ha censurado Martínez, que ha apuntado que "curiosamente", de todos los concejales liberados solo el socialista Pedro Aguirre es titular habitual de las comisiones informativas. El resto solo participan de las comisiones que presiden o que presidieron cuando eran equipo de Gobierno.

A juicio de ACPT, "esto demuestra es que todos los grupos políticos se organizan en función de intereses económicos particulares" en lugar de primar el interés general.

"No toman decisiones ni se organizan en beneficio de los ciudadanos, ni siquiera en pro de sus propios partidos: lo único que cuentan son los intereses económicos e individuales", ha lamentado Martínez para quien deberían "desterrase estas formas de hacer política" si se quiere una "regeneración democrática".