Actualizado 25/06/2014 14:25 CET

Experto cree que el uso de cabinas de solárium "debería estar prohibido"

Curso piel UC
UC

Alberto Gandarillas advierte en un Curso de Verano de la UC del incremento de alteraciones provocadas por la radiación de ondas electromagnéticas

SANTANDER, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El responsable del Grupo de Investigación del Instituto de Investigación Marqués de Valdecilla (IDIVAL), Alberto Gandarillas, ha considerado que el uso de cabinas de solárium "debería estar prohibido" ya que "hay estudios que demuestran que los usuarios frecuentes están desarrollando más cáncer de piel" debido a que "no se protegen" ante "lo que es una agresión, al fin y al cabo".

Así lo ha manifestado este miércoles Gandarillas, en declaraciones a los medios, durante el acto de inauguración del Curso de Verano de la Universidad de Cantabria (UC) 'Nuevas tecnologías en salud de la piel', que codirige hasta el viernes junto al responsable del área de Investigación y Organización de la UC, José Luis Arce.

El investigador advirtió, asimismo, del aumento de "todo tipo de alteraciones que tienen algo que ver con el sistema neurológico", entre las que se incluyen "patologías de la piel como psoriasis, eccemas o dermatitis", provocadas por la radiación de campos electromagnéticos,

En este sentido, Gandarillas explicó que "todas las ondas electromagnéticas que nos están impregnando continuamente, como telefonía móvil, gps", así como "el wifi, que se utiliza indiscriminadamente en casa, en hoteles, en todos sitios", podrían "tener que ver con este incremento de alteraciones del sistema neurológico", aconsejando que "en casa también puede utilizarse Internet vía cable" y sugiriendo "repensar" este tipo de gestos que "se han convertido en cotidianos".

El experto señaló que "compete a las autoridades en Salud y a la Administración" la regulación del uso de las ondas electromagnéticas, y subrayó que "no se habla lo suficiente de que estas tecnologías tienen un efecto sobre la salud", algo que debería conocerse para que "por lo menos, el consumidor lo sepa, piense en ello y quizá haga un uso más racional" de ellas.

El máximo responsable del grupo de Investigación del IDIVAL aludió a la escasez de estudios sobre a la implicación de las ondas electromagnéticas en las enfermedades de la piel, puesto que aunque "sí hay expertos que opinan que pueden tener un efecto en las lesiones y alteraciones" de este órgano, "es difícil que surjan estudios apoyados por financiación" debido al "interés" que existe en torno a estas tecnologías.

Otra cuestión a la que hizo referencia Gandarillas en la presentación del monográfico 'Nuevas tecnologías en salud de la piel', que congrega esta semana a una veintena de alumnos en el Hospital Valdecilla, fue a la protección infantil ante las radiaciones solares, ya que, según sus palabras, "está demostrado que los niños que han sufrido quemaduras o que no se han resguardado del sol de pequeños tienen mayor riesgo de desarrollar cáncer de piel."

Por todo ello, recomendó la adopción de diferentes medidas que combatan la incidencia directa del sol en la piel, entre las que señaló "no solo las cremas solares", sino también "el uso de ropa, gorras, etc.", puesto que además de protegerse en la playa, también hay que hacerlo "cuando das un paseo largo o haces deporte al aire libre", actividades que, según sus palabras, "están aumentando el índice de cáncer de piel".

Por su parte, el también organizador del curso José Luis Arce recordó que "el sol nos da la vida, pero al final genera problemas", por lo que recomendó "ante todo, equilibrio" a la hora de exponer la piel a las radiaciones solares. El investigador declaró que "el fotoprotector perfecto no existe", y que lo ideal sería "acudir al médico para que indique qué tipo es el adecuado a cada persona y a su fototipo de piel".

A su juicio, a menudo los problemas cutáneos son considerados "menores" debido a que son "patologías externas que ves y controlas", por lo que insistió en la necesidad de acudir en primer lugar al médico de familia, y en caso de ser necesario, "a partir de ahí, ser derivado al especialista para que erradique cuanto antes la afección".

En la inauguración del seminario sobre 'Nuevas tecnologías en salud de la piel' también participó la vicerrectora de Cultura, Participación y Difusión de la UC, Elena Martín, quien destacó la temática "innovadora" de la actividad, que además de abordar una serie de problemas de "creciente interés y pertinencia" para la sociedad, lo hace desde un "enfoque plural y ambicioso".

Este curso de verano de la UC celebra desde hoy y hasta el próximo viernes su segunda edición con la colaboración de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, Industrial Farmacéutica Cantabria (IFC), Allergan, la clínica Mediteknia, el grupo Taper y laboratorios Galderma.