Actualizado 17/10/2015 14:27 CET

Cerca de 200 personas participan en Santander en la manifestación de las Euromarchas2015

Euromarchas 2015 en Cantabria
EUROPA PRESS

SANTANDER, 17 Oct. (EUROPA PRESS) -

Cerca de 200 personas, según los organizadores, han participado este sábado en la manifestación de las Euromarchas2015 que ha recorrido las calles de Santander, desde el edificio de Ministerios en la calle Vargas a la Delegación del Gobierno.

Al término de la marcha, que ha llevado por lema 'Construyamos otra Europa', portavoces de los movimientos sociales, organizaciones políticas y sindicales organizadoras de la iniciativa en la región han leído un manifiesto, en el que han defendido la Europa "de las personas" y han dicho "basta" a la Europa "del capital".

Y es que, según han apuntado los organizadores, "cada vez más" europeos están "perdiendo el trabajo" o "viendo cuestionados o mermados los derechos a una vivienda y salud dignas, a una educación igualadora o unas pensiones suficientes".

A su juicio, la crisis financiera ha sido "la excusa perfecta" del capitalismo globalizado para "reducir al mínimo los derechos de los ciudadanos y desposeer a los pueblos de su soberanía democrática".

Por ello, los participantes en la manifestación han dicho "basta ya" a que los representantes políticos "supediten" la democracia a la "codicia" de los mercados; a que la 'Troika' "nos ahogue" con una deuda soberana "ilegítima" que tiene su "origen" en los bancos; a que se niegue la Renta Básica Universal a los países del sur del continente; al Acuerdo Transatlántico para el comercio y la inversión (TTIP) entre Estados Unidos y la Unión Europea; a los paraísos fiscales; al "deterioro" del medio ambiente; a que no se implemente políticas "eficaces" contra la violencia de género; a que se "prioricen" intereses financieros y de mercado sobre los derechos humanos o a que se "levanten muros físicos y legales" a personas que huyen de la guerra, la miseria y la enfermedad.

"Estamos en un momento de emergencia social y cívica en el que la democracia es demasiado valiosa para dejarla en manos de los mercados", han avisado los manifestantes, que han llamado a la ciudadanía a la "rebelión cívica contra la dictadura bancaria".