Nueva Vida abrirá en 2019 en Cantabria un centro de acogida de menores de víctimas de explotación sexual

Reunión Gobierno de Cantabria-Asociación Nueva Vida
GOBIERNO DE CANTABRIA
Publicado 26/12/2018 18:51:15CET

Será la única instalación de estas características del norte de España y uno de los tres de todo el país

SANTANDER, 26 Dic. (EUROPA PRESS) -

La asociación evangélica Nueva Vida abrirá en 2019 el que será el primer centro de acogida de menores de víctimas de trata y explotación sexual de Cantabria.

La actuación está financiada con ayudas regionales destinadas a programas de interés general para atender fines de interés social con cargo a la asignación tributaria del 0,7% del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF).

El presidente de Nueva Vida, Julio García, se ha reunido con la vicepresidenta regional y consejera de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social, Eva Díaz Tezanos, y la directora general de Igualdad y Mujer del Gobierno de Cantabria, Alicia Renedo, para presentarles esta instalación.

Díaz Tezanos ha mostrado su "satisfacción" por la construcción de estas instalaciones porque, según ha dicho, servirán para "ofrecer una atención integral a colectivos desfavorecidos que son víctimas de un delito invisible que sufren millones de mujeres en todo el mundo", ha informado en un comunicado el Gobierno de Cantabria.

La vicepresidenta ha destacado la obligación que, a su juicio, tienen gobiernos y ciudadanos de concienciarse y sensibilizarse con las personas que son víctimas de explotación sexual, a la que se ha referido como "la explotación del siglo XXI".

En este sentido, ha recordado que su departamento está elaborando un protocolo de trata de personas sujetas a la explotación sexual, que se complementa con las distintas actuaciones puestas en marcha desde de la Dirección General de Igualdad y Mujer, tales como talleres y campañas de sensibilización y concienciación.

UN CENTRO "ÚNICO" EN EL NORTE DE ESPAÑA

Por su parte, el presidente de Nueva Vida, Julio García, ha destacado la importancia del futuro centro para una asociación como Nueva Vida, que, según ha dicho, es "pionera" en la sensibilización de la trata y explotación sexual desde los colegios e institutos, de detección en los clubes de alterne, de acogimiento residencia y de búsqueda de empleo digno para "dignificar" a estas personas.

En este sentido, ha precisado que el nuevo centro de Nueva Vida será el "único" con estas características que se desarrolle en el norte de España y uno de los tres que existan en el conjunto del país.

Además, ha agradecido al Ejecutivo la colaboración mostrada con la labor de integración integral que esta asociación presta a colectivos desfavorecidos, así como con la organización del conjunto de servicios, programas y prestaciones necesarias para ofrecer prevención, atención y cobertura a las necesidades individuales y sociales.

Díaz Tezanos y García también han analizado otros proyectos que la asociación evangélica desarrolla en Cantabria en materia de intervención en centros penitenciarios, acogimiento residencial para reclusos y personas en situación de emergencia social, reinserción socio laboral, reeducación de agresores, atención integral a las mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual, atención a la dependencia y a las personas refugiadas.

En la reunión también han estado presentes la coordinadora de acogimiento de la residencia para mujeres de trata y explotación sexual de Nueva Vida, Jennifer Cortés, y la directora del programa para menores víctimas de trata de la asociación evangélica, Esther Ocejo.

ASOCIACIÓN NUEVA VIDA

Fundada en 1998, la asociación evangélica Nueva Vida cuenta con 33 profesionales y 52 voluntarios para impulsar el desarrollo de los derechos sociales y civiles de los colectivos más vulnerables y desprotegidos.

En concreto, intervienen en centros penitenciarios ofreciendo atención integral y acogimiento residencial a los reclusos; llevan a cabo programas de reeducación de agresores; atención integral a mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual; programas de reinserción socio laboral; gestoría y acogimiento residencial para personas en situación de emergencia social; atención a la dependencia, y también a personas refugiadas.

Contador