Actualizado 27/03/2015 11:15 CET

Las visitas experimentales a Altamira continúan

Diego y Lasalle en rueda de prensa tras la reunión del Patronato de Altamira
Foto: EUROPA PRESS

La presidenta del Santander, Ana Botín, será la vicepresidenta del Patronato, cargo que quedó vacante con el fallecimiento de su padre

   SANTANDER, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El Patronato del Museo Nacional y Centro de Investigación de Altamira ha aprobado este jueves continuar con las visitas experimentales a la cueva enmarcadas en el Plan de Conservación Preventiva, unas entradas "controladas y limitadas" a dos guías y cinco personas un día a la semana --normalmente los viernes-- y que se retomarán después de Semana Santa.

   El presidente de Cantabria, Ignacio Diego, y el secretario de Estado de Cultura, José María Lasalle, así lo han anunciado en la rueda de prensa posterior a la reunión del pleno del Patronato de Altamira, que ha comenzado con un minuto de silencio por las víctimas del avión A320 de Germanwings que se estrelló el martes en Los Alpes franceses.

   Diego ha explicado que el Patronato ha tomado esta decisión a propuesta de la Comisión de Seguimiento del Plan de Conservación y una vez que los estudios científicos realizados en los dos últimos años han constatado que "la presencia humana no es significativa" para la conservación de la cavidad. "No existe alteración de las condiciones de la cueva, hay ausencia de afección a las pinturas y, por ello, la Comisión propone al Patronato continuar, dentro del Plan de Conservación, con las visitas controladas", ha dicho.

   Así, ha manifestado que estas visitas seguirán el mismo protocolo de acceso llevado a cabo hasta el momento, en el que dos guías y cinco personas entrarán a la cueva un día a la semana por un tiempo de 37 minutos de los cuales sólo 10 son en la sala de polícromos. Además, se mantendrá la misma fórmula de elección de los visitantes, es decir, habrá un sorteo entre los que asistan al Museo de Altamira, en Santillana del Mar, el día de la visita.

   Cabe recordar que estas visitas experimentales comenzaron el 27 de febrero de 2014 y han concluido el mismo día de este año, participando en ellas un total de 250 personas que, elegidas al azar, han podido disfrutar de las pinturas rupestres, con más de 20.000 años de antigüedad, de esta cueva declarada Patrimonio de la Humanidad en 1985.

   En este sentido y a preguntas de la prensa sobre el plazo durante el que se mantendrán las visitas, Lasalle ha indicado que éstas están enmarcadas en el Plan de Conservación, que el Ministerio tiene "compromiso" de mantener de "forma indefinida" y al cual están vinculadas las entradas de visitantes en "régimen experimental". "Por tanto, mientras esté vigente el programa de investigación para la conservación de la cueva, se alojará en su seno la posibilidad de que las visitas continúen", ha apostillado.

NO SE INCREMENTAN LOS VISITANTES POR "PRUDENCIA"

   Dado que los expertos han constatado que la cueva no presenta afección ante la presencia humana, los periodistas han cuestionado  sobre la posibilidad de que se aumente el número de personas que acceden a la cavidad.

   A este respecto, el secretario de Estado de Cultura ha indicado que el informe que la Comisión de Seguimiento ha aportado al Patronato se plantea que "la posibilidad de que pueda incrementarse el número de visitantes" pero el Patronato ha decidido mantener un "criterio de prudencia y conservador" para "no añadir más daño a la fragilidad de la cueva".

   Sobre este punto también se ha pronunciado el director del Instituto de Patrimonio Cultural de España (IPCE) y coordinador de la Comisión de Seguimiento, Alfonso Muñoz, que ha señalado que "se ha debatido si sería posible una ampliación" del número de visitantes ya que se ha visto que "la afección" de la presencia humana en la cueva es "imperceptible" con las "visitas limitadas y controladas".

   "En estos momentos, se ha preferido ser prudentes y se ha decidido que la continuación de esas visitas en el tiempo es lo mejor en estos momentos, pero cabe la posibilidad de que, en el futuro, haya otra recomendación al Patronato", ha apuntado Muñoz.

"PÉRDIDA DE PIGMENTO POR LAVADO"

   Por otro lado, han detallado que los estudios realizados han concluido que el factor principal que afecta a la integridad de las pinturas de Altamira es "la pérdida de pigmento por lavado", debido a la infiltración de agua y a los posibles aportes de condensación que de manera natural se desarrollan en el cavidad. Por este motivo, Diego ha indicado que se ha decidido que, en los sucesivo, el Plan de Conservación intensifique el estudio de este aspecto.

   Asimismo, se ha decidido que se mantengan los "controles continuos" de seguimiento de la cueva, que incluyen el análisis de las condiciones ambientales y microbiológicas, en especial durante la realización de las visitas experimentales. En este punto, el presidente de Cantabria ha asegurado que estas visitas "están sujetas al mantenimiento de las condiciones de estabilidad de la cueva, pudiendo suspenderse si éstas se alteran".

   El Patronato también ha acordado concluir los trabajos de implantación del Plan de Conservación Preventiva, al haberse demostrado "ser una herramienta útil y eficaz" para la conservación de la cueva. Al mismo tiempo, se ha solicitado reforzar la coordinación de los diferentes trabajos que se desarrollan en el marco del Plan para adaptar continuamente su contenido con el objetivo de mejorar el conocimiento y la conservación de la cueva.

   En la reunión, también se ha designado a la presidenta del Banco Santander, Ana Patricia Botín, como vicepresidenta del Patronato, un cargo que quedó vacante tras el fallecimiento de su padre, Emilio Botín, en septiembre de 2014. Ocupará este cargo a propuesta conjunta del Ministerio de Cultura y el Gobierno de Cantabria. Asimismo, se ha nombrado vocal de este órgano al presidente de la Fundación Botín, Javier Botín.

DEBATE DE CIENTÍFICOS EN LA UIMP

   Por otro lado, el secretario de Estado de Cultura ha avanzado que, en el curso que el Ministerio y el Museo de Altamira organizan anualmente en los cursos de verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), se dedicará un apartado al debate científico-técnico sobre el plan de conservación y las visitas experimentales a la cueva.

   Lasalle así lo ha indicado al ser preguntado por las críticas del Departamento de Prehistoria de la Universidad Complutense de Madrid, unas "objeciones" que, ha asegurado, el Patronato tiene "en cuenta"  y estudiará, ya que el "interés general" es "la salvaguarda y la conservación" de la cueva de Altamira.

   El titular del departamento de Cultura se ha expresado de esta forma sobre la carta que el Departamento de Prehistoria de la Universidad Complutense remitió en diciembre a la UNESCO --aunque se conoció la semana pasada-- y en la que se que cuestionan las visitas experimentales de Altamira y el programa de investigación y conservación impulsado por el Ministerio.

Para leer más