Sánchez defiende los Presupuestos y la oposición los ve "irrealizables"

Actualizado 20/11/2019 13:40:03 CET
La consejera de Economía y Hacienda del Gobierno de Cantabria, María Sánchez; con el regionalista Francisco Ortiz (izda) y Lorenzo Vidal de la Peña, del PP, a la derecha
La consejera de Economía y Hacienda del Gobierno de Cantabria, María Sánchez; con el regionalista Francisco Ortiz (izda) y Lorenzo Vidal de la Peña, del PP, a la derecha - GOBIERNO DE CANTABRIA

SANTANDER, 20 Nov. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Economía y Hacienda, María Sánchez (PSOE), ha defendido que los Presupuestos de Cantabria para 2020 (2.886 millones, un 1,2% más que en 2019) son "realistas", "prudentes" y mejorarán la vida de "absolutamente todos" los cántabros, mientras que la oposición los ha tildado de "decepcionantes", "mentirosos", "irrealizables" y "paralizantes" y ha denunciado que mantienen la "asfixia" fiscal a los ciudadanos, manteniendo la "presión fiscal" entre las "más altas de España".

También la oposición (PP, Cs y Vox) considera que no son las cuentas que necesita Cantabria ya que son "inútiles" para la creación de empleo de calidad; "incapaces" de generar riqueza; "no apuestan" por el cambio de modelo productivo necesario para subirse "al tren del siglo XXI" y no hay "nada" que sirva para dinamizar la economía. Como prueba, han resaltado la bajada de las inversiones en más de un 9%.

De esta forma, como es habitual, Gobierno y oposición no han coincidido en su valoración de este Presupuesto durante la comisión parlamentaria en la que la consejera de Economía y Hacienda ha presentado las cuentas de 2020 de la comunidad y las de su departamento.

Sánchez, en línea con lo que afirmó el día en que registró los Presupuestos en el Parlamento para su tramitación, ha incidido en que se tratan de unos presupuestos "en los que priman las personas por encima del capital", que "blindan los servicios públicos esenciales", "garantizan la igualdad de oportunidades" de los ciudadanos, "independientemente de su renta o lugar de residencia, y sirven para "afrontar los retos" de la comunidad autónoma.

También cree que son unas cuentas "bastante previsibles" puesto que son la "expresión cifrada" y el "reflejo" del programa político de PRC y PSOE, que son "dos partidos" pero forman "un solo Gobierno" al que "solo le importa una cosa: el bienestar de los cántabros", que es lo que "les une".

Además, ha incidido en la subida del Presupuesto global y, sobre todo en los capítulos de gasto no financiero en 82 millones --un incremento dirigido sobre todo a aumentar las partidas para sanidad, servicios sociales o educación--, mientras se reducen los financieros en 47 millones.

En cuanto a los ingresos, ha defendido que tiene unas previsiones "prudentes", tanto en los relativo al incremento de las entregas a cuenta como en las estimaciones de recaudación por impuestos.

INGRESOS "INFLADOS" Y GASTOS "INFRAVALORADOS"

Por su parte, PP, Cs y mixto-Vox han coincidido en sus críticas a las cuentas elaboradas por el bipartito PRC-PSOE, sobre todo en sus dudas sobre los gastos como los ingresos 'pintados' en este Presupuesto.

Y es que para la oposición, los gastos están "infravalorados" y no van a poder cumplir con los "objetivos sociales" planteados, generando "recortes", "más deuda" o próximas subidas de impuestos, mientras que los ingresos están "inflados" y evidencian un "optimismo exagerado", más dada la "incertidumbre" que plantea la situación del Gobierno de España, aún en funciones, y la existencia de un Presupuesto prorrogado sin que se sepa hasta cuándo.

Así, por ejemplo, se han cuestionado acerca del incremento del 3,5% que el Gobierno PRC-PSOE prevé en el Presupuesto de las entregas a cuenta del Estado para 2020.

Respecto a los ingresos, el portavoz de Cs, Félix Álvarez, ha advertido que "con las graves consecuencias" que, a su juicio, va a tener el Gobierno "social-comunista", apoyado en los independentistas, las previsiones de ingresos no se van a cumplir "ni con la varita de Harry Potter".

Ante estas críticas sobre gastos e ingresos, Sánchez ha resaltado que son las mismas que la oposición realiza todos los años.

Frente a las críticas de la oposición a las partidas destinadas a gastos de personal o al pago de la receta farmacéutica, la consejera ha subrayado el esfuerzo que se ha hecho para dotarlos con más recursos.

Respecto a los ingresos, la consejera ha explicado que las entregas a cuenta son "prudentes" en cuanto al crecimiento previsto y se han realizado consultando con el Gobierno de España y ha subrayado que los ingresos por impuestos se han hecho a la vista de lo recaudado hasta la fecha en 2019.

LA OPOSICIÓN CRITICA EL MAYOR GASTO EN ALTOS CARGOS Y EMPRESAS PÚBLICAS

Más allá del debate sobre la realidad del Presupuesto, la oposición ha dudado del carácter social de unos Presupuestos en los que, según han dicho, se sube el gasto para pagar altos cargos o los generados por las nuevas estructuras generadas en el organigrama y no se reduce el dirigido a las empresas públicas.

Respecto a éstas, Vox ha opinado que estas empresas públicas son usadas por los partidos del Gobierno "para pagar favores" y "mantener las estructuras" de las propias formaciones, sin que ello sirva para beneficiar a los ciudadanos.

Por otra parte, el PP ha opinado que estos Presupuestos, al contrario de lo defendido por la consejera, "no blindan los servicios públicos" ya que, a su juicio, "no garantizan más que ayer sus presentes" y "ponen en riesgo" su futuro.

IMPUESTOS

Y en materia fiscal, PP, Cs y Vox han coincidido en censurar que en ellos no haya bajada de impuestos, "consolidando" así a Cantabria como una de las comunidades con "mayor presión fiscal de España", haciéndolo además cuando se aproxima una época de recesión, algo que, a su juicio, es lo contrario de lo que se debe hacer.

La oposición han aludido a que los tipos del IRPF o de impuestos de transmisiones patrimoniales, impuesto de patrimonio o de actos jurídicos documentados son "de los más altos del país" y, según Vox, "asfixian" a los ciudadanos.

Además de criticar que no se hayan bajado impuestos, partidos como PP o Cs, han censurado al Gobierno por eliminar algunas deducciones fiscales, como la de la Cotización Social de las empleadas del hogar y también le han acusado de "poner más barreras" para que los ciudadanos puedan beneficiarse de las deducciones fiscales.

En contrapartida a estas críticas, el portavoz regionalista, Pedro Hernando, ha asegurado que "hay más de 3 millones de beneficios fiscales" que el año pasado y también ha defendido que las cuentas presentadas "desmienten" el "sablazo fiscal" del que alertaba la oposición.

Tanto el portavoz regionalista como la del PSOE, Noelia Cobo, han puesto en valor las deducciones fiscales para los contribuyentes que vivan en zonas rurales con riesgo de despoblación, que son la principal novedad de estas cuentas, y el mantenimiento de la mayor parte de las deducciones y han confiado en su éxito.

Cobo ha opinado que son unos presupuestos "prudentes", "responsables", "realistas", que "garantizan el Estado del Bienestar" y en los que no hay subidas de impuestos pero tampoco rebajas "insolidarias" y "temerarias" para los más ricos, como ocurre, según ha dicho, en algunos territorios donde gobiernan "las derechas".

Hernando ha opinado que es un "buen presupuesto", que "apuesta por el gasto social" y la "inversión real", que, según ha defendido, es la dirigida a invertir en médicos, personal sanitario o docentes "que el PP dejó en mínimos"; en las zonas rurales, o en la Universidad.

Contador