STEC pide al Gobierno que impulse la enseñanza pública a través del Acuerdo por la Educación

Actualizado 11/10/2019 18:01:34 CET
Colegio, clase, aula, infantil, escolar
Colegio, clase, aula, infantil, escolar - JCCM - Archivo

El sindicato mantiene sus reivindicaciones laborales y de ratios y pide acabar con la externalización de servicios

SANTANDER, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato de Trabajadores de la Enseñanza de Cantabria (STEC) ha pedido a la Consejería de Educación que concrete "con claridad" su proyecto para esta legislatura, que debería de ser la que "dé un impulso nuevo a la enseñanza pública", utilizando como hoja de ruta el Acuerdo por la Educación de Cantabria.

Un acuerdo, suscrito por unanimidad en el Consejo Escolar en 2017 y refrendado también por unanimidad por el Parlamento en 2018, cuyas medidas ahora la Consejería debe "desarrollar, concretar y aplicar", según el sindicato.

Así lo han demandado los representantes de STEC, Belén González y Jesús Aguayo, en una rueda de prensa en la que han valorado el comienzo del curso escolar, que ha sido "relativamente tranquilo o menos malo que en ocasiones anteriores", y han expuesto las perspectivas que abre la nueva legislatura, que genera "expectativas y curiosidad" al estar el PRC por primera vez al frente de Educación.

El Acuerdo por la Educación establece entre sus medidas la mejora de las condiciones laborales del profesorado. "La calidad del sistema educativo y las condiciones de trabajo del profesorado son dos caras de la misma moneda ya que están unidas de forma indisoluble", ha subrayado González, que por ello ha demandado a la consejera de Educación, Marina Lombó, que resuelva "los grandes temas pendientes" para dar "un nuevo impulso a la educación y que gane en calidad".

Uno de ellos se refiere a las ratios (número máximo de alumnos por aula), donde STEC pide un plan a corto, medio y largo plazo de reducción de las máximas en todas las etapas, desde Infantil a Bachillerato. Según Aguayo, las ratios son un "elemento nuclear de calidad" y ahora es "el momento oportuno" para bajarlas dado el descenso "constante" en los últimos seis años del número de alumnos que acceden al sistema educativo. Desde el curso 2013-2014 se ha perdido el 16% de alumnado de Educación Infantil en Cantabria, correspondiente a unos 2.700 niños entre la enseñanza pública y privada.

Al respecto, ha explicado que actualmente el pico demográfico está en la ESO, donde hay aulas que superan los 25 alumnos e incluso llegan a los 30, mientras que en Infantil se han suprimido unidades.

En materia de reconocimiento social del profesorado, STEC demanda tanto una mejora retributiva "igualitaria, general y lineal", lo que no se produce desde 2008 "y ya toca", como la recuperación de la reducción voluntaria de jornada lectiva para los docentes mayores de 55 años, que data de los recortes de 2012 y que es "prioritario revertir".

Otro problema se refiere a la interinidad, que afecta a uno de cada tres docentes en Cantabria, es decir, de los 7.500 profesores que hay en la comunidad, a 2.500, de los que 600 tienen jornada parcial. Para solventar esta cuestión, STEC demanda ofertas de empleo público "potentes" que se convoquen anualmente y que las especialidades se conozcan con dos años de antelación.

Finalmente, el sindicato quiere "acabar" con la externalización de los servicios complementarios, como los técnicos superiores de Educación Infantil que trabajan en aulas de dos años, el profesorado de los programas de refuerzo, de ayuda lingüística, etcétera. Aguayo ha denunciado que el servicio que prestan las empresas privadas es "ineficaz, ineficiente y muy costoso para el erario público" y además "comporta una explotación laboral que es intolerable" para el sindicato.

TRANSPORTE ESCOLAR

Por otra parte, a preguntas de la prensa sobre el decreto del Gobierno de Cantabria que permite el uso de autobuses escolares a población rural, Aguayo ha expresado sus dudas aunque ha precisado que esta cuestión no se ha abordado en el seno del sindicato.

"La música no suena muy bien", ha opinado, y se ha mostrado partidario de que el alumnado disponga de autobuses únicamente para su transporte dada su "especificidad". "No gusta", ha apostillado.

Por su parte, González ha observado que en ocasiones viajan en los autobuses escolares "niños muy pequeños", por lo que ha comentado que "habrá que ver en qué condiciones" se desarrolla el servicio.

Contador

Para leer más