Publicado 16/11/2020 13:57CET

Page circunscribe las palabras de Ábalos sobre Bildu a la negociación de PGE y recuerda que su voto "no es ni necesario"

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, en la visita al nuevo Hospital de Toledo
El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, en la visita al nuevo Hospital de Toledo - JCCM

TOLEDO, 16 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha circunscrito las afirmaciones del ministro de Transportes y secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, al respecto del "sentido de la responsabilidad" de Bildu por encima del PP a la mera negociación de los Presupuestos Generales del Estado, apuntando que esta opinión no es "extrapolable" a ningún ámbito más allá de las conversaciones al respecto de las cuentas.

A preguntas de los medios tras el acto inaugural del nuevo hospital de Toledo, García-Page ha señalado que en todo caso en esta negociación sería "deseable un acuerdo más transversal", toda vez que "no tener presupuesto no es una opción".

Ahora aboga por intentar que "queden los menos arañazos posibles" y "hablar con todo el mundo", pero nunca a cambio de "conceptos constitucionales", extremo que "no está en el mercado ni tiene que ser objeto de transacción".

Con todo, insiste en que le gustaría unos presupuestos "incluyentes y sostenibles" y "al margen de cuestiones morales con Bildu", cuyo voto en la tramitación "no es ni necesario", ya que los presupuestos podrían salir adelante al margen de sus cinco diputados.

"BILDU NO ES ASIMILABLE"

Ha abundado el líder del Ejecutivo autonómico en que Bildu "no es asimilable", y si bien es de agradecer que "no amparen ya el terrorismo", ha indicado que todavía se está a la espera de que "reconozcan el daño que han hecho y que se disculpen y no sólo con las víctimas, sino con toda la sociedad española".

"No creo que a estas alturas la estabilidad del país pueda pasar por gente como ésta. Y es evidente que estos presupuestos no pueden ser de una mitad de España contra otra mitad. Hay que trabajar para que los presupuestos y las grandes leyes representen a la mayoría", ha zanjado.

Contador