Ruiz Molina discrepa de las formas en la huelga de bibliotecarios y recuerda que tienen complemento salarial específico

Publicado 10/12/2018 16:44:15CET

TOLEDO, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Hacienda y Administraciones Públicas del Gobierno de Castilla-La Mancha, Juan Alfonso Ruiz Molina, ha respondido a las reivindicaciones de los trabajadores de las cinco bibliotecas de la región cuyo personal depende de la Comunidad Autónoma, asegurando que aunque respeta sus "legítimas" peticiones discrepa de las formas, ya que primero iniciaron la huelga y después "plantearon el diálogo".

En declaraciones a los medios, así respondía Ruiz Molina a la petición de reunión enunciada por los bibliotecarios en boca del sindicato STAS, respondiendo ante las peticiones de este sector que el horario que realizan estos bibliotecarios ya cuenta con complementos salariales específicos por sus características.

Así, ha insistido en que realizan un horario especial "como muchos otros empleados públicos", por lo que cuentan con un primer complemento en la nómina "superior al de otros empleados públicos que no tienen relación directa con el ciudadano", complemento de en torno a un 50% superior que el resto de funcionarios, según sus explicaciones.

Del mismo modo, ha abundado en que estos empleados con horario especial trabajan de media un sábado de cada tres, "y también cobran otro complemento adicional por cada hora de trabajo un sábado". Este horario, ha dicho, "se modificó en junio de 2017" y no derivó en ninguna reivindicación, según Ruiz Molina.

"Y en estos tres años en ninguna mesa se ha planteado un conflicto en relación con empleados de bibliotecas, y es ahora cuando se pretende iniciar este diálogo tras una huelga", ha lamentado.

Por contra, sí ha dicho compartir otras de sus reivindicaciones "que se están atendiendo", como la inclusión en la oferta de empleo público de 2018 de plazas para la promoción de bibliotecarios o la vocación del Gobierno regional de reducir la interinidad en todos los sectores.