Actualizado 20/09/2009 21:42 CET

Toletum Visigodo organiza las II Jornadas de Puertas Abiertas en el yacimiento arqueológico de la Vega Baja de Toledo

TOLEDO, 20 Sep. (EUROPA PRESS) -

Tras el éxito del año pasado, Toletum Visigodo ha organizado las II Jornadas de Puertas Abiertas en el yacimiento arqueológico de la Vega Baja. Al igual que en la edición anterior, los ciudadanos que deseen visitar las excavaciones tendrán que reservar hora y día llamando al número 925 284 462.

Para facilitar la movilidad en el interior del yacimiento se formarán grupos reducidos de un máximo de 10 ó 12 personas. Con la experiencia adquirida de la pasada campaña, este año se ha acotado y señalizado el recorrido con un sendero que se hará visible con traviesas de madera y barandillas, informó en nota de prensa la empresa.

Los visitantes, además de poder ver en directo cómo los arqueólogos llevan a cabo su trabajo, tendrán cuatro importantes focos de atención en el trayecto: el cementerio musulmán, donde se descubrieron unas treinta tumbas; el llamado área 10.000, un espacio en el que se han detectado elementos indiscutibles de época visigoda de posible uso industrial; el Área 30.000, zona que fue urbanizada también en épocas visigoda y andalusí y en la que se observan restos de patios de enormes dimensiones alrededor de los cuales se agrupan numerosos recintos y, por último, el entorno de San Pedro el Verde, donde se supone que se ubicaba la basílica pretoriense de San Pedro y San Pablo que pudiera estar anexa al palacio de los reyes visigodos.

Es en este lugar donde los gaviones, instalados para evitar corrimientos de tierra y el derrumbe de los taludes, se mimetizan con el yacimiento.

Además de la señalización del recorrido, la gran novedad en estas II Jornadas de Puertas Abiertas es la instalación de una torre y dos plataformas de observación a las que podrán acceder los visitantes.

La torre se instalará en los próximos días en el Área 30.000, próxima a Mas del Ribero y sus seis metros de altura permitirán una extraordinaria panorámica, no sólo de esa zona de excavación, sino del resto del yacimiento y sus estructuras. Las escaleras que conducirán al último mirador de la torre, con capacidad para unas 15 personas, tendrán otros tres puntos intermedios de observación.

En cuanto a las plataformas, se elevan dos metros sobre el terreno y están ya instaladas en puntos estratégicos para observar la disposición del cementerio árabe y las grandes plantas de los edificios del Área 10.000. Tanto las plataformas como la torre tienen carácter provisional y podrán ser reubicadas en un futuro, según las necesidades del yacimiento.

En paralelo a las Jornadas, Toletum Visigodo organiza la exposición "La Vega Baja", una muestra con entrada libre a la que los ciudadanos podrán acudir sin necesidad de formalizar cita previa.

La exposición, que también permanecerá hasta el 10 de octubre, abrirá, sin embargo, el 30 de septiembre coincidiendo con la celebración del Congreso Internacional "Espacios Urbanos en el Occidente Mediterráneo, ss. VI-VIII".

Instalada en el campus de la UCLM de Toledo, en la Nave de Imprenta de la antigua Fábrica de Armas, la exposición hará un recorrido por lo que ha sido y lo que ha supuesto para Toledo la Vega Baja a lo largo de la Historia.

En cinco espacios diferenciados, pero integrados por un nexo común, se podrán comparar los diferentes planos cartográficos que, a lo largo de los siglos, han retratado Toledo y la Vega Baja; se verá cómo pudo ser el Circo Romano y su actual estado; habrá una zona para la nostalgia dedicada a la Fábrica de Armas, tan ligada a la ciudad de Toledo y, por supuesto, un stand exclusivo del yacimiento con parte de los hallazgos de las últimas campañas arqueológicas.