Vacas locas.- El Gobierno de C-LM asegura que no hay motivo de alarma y que se puede comer carne "con toda tranquilidad"

Actualizado 09/04/2008 15:17:33 CET

TOLEDO, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Castilla-La Mancha mandó hoy un mensaje de normalidad y aseguró que se puede comer carne de vacuno con toda tranquilidad, "porque no hay motivo de alarma", tras la muerte de dos personas en Castilla y León a causa de la enfermedad conocida como el mal de las "Vacas Locas".

Fue el vicepresidente primero, Fernando Lamata, el encargado de verbalizar ese mensaje durante la rueda de prensa para dar cuenta de los acuerdos de Gobierno, donde explicó que los dos casos diagnosticados post-mortem en la Comunidad vecina se contagiaron de esta patología antes de que hace seis años se pusieran medidas de control sobre los materiales específicos de riesgo. "Todo esto sigue vigente y ha sido muy eficaz", dijo.

No obstante, reconoció que se podrían dar más casos de infectados, porque se trata de una enfermedad cuyo periodo de desarrollo es de 6 a 20 años, en personas que consumieron carne antes de que entrasen en vigor todas las medidas de control, añadiendo que hoy en día hay incluso medidas "excesivas, más que suficientes para garantizar ese riesgo".

PENALIZACIÓN DE LA UE.

En otro orden de cosas, el también portavoz regional se pronunció sobre la penalización de 60 millones de euros que la Unión Europea ha impuesto a España por plantar de manera irregular viñedos durante dos campañas, siendo Castilla-La Mancha una de las regiones más infractoras.

Sobre este asunto, Fernando Lamata dijo que para acabar con esta irregularidad se aprobó una ley específica para arrancar ese viñedo, y defendió que hoy Castilla-La Mancha es una región "ejemplar", asegurando que por ello hay que felicitar a los agricultores que se han esforzado para adaptarse a estas medidas.