Actualizado 30/09/2008 20:15 CET

La Bodega Frontaura y Victoria de Zamora instala una estación meteorológica para controlar el estado de las cepas

ZAMORA, 30 Sep. (EUROPA PRESS) -

La bodega del Palacio de los Frontaura y Victoria instaló una moderna estación meteorológica en una de sus fincas para controlar diariamente el estado de las viñas, según explicó el director técnico de la bodega, Vicente Abete.

La estación se colocó en la finca Pago de Valdelacasa, formada por 110 hectáreas de terreno situadas en Villanueva del Puente (Zamora), y con esta tecnología se coloca "a la vanguardia en el control de los procesos vitícolas de la Denominación de Origen Toro, pues es la única bodega de la denominación que cuenta con este sistema".

"Nuestro objetivo es convertirnos en una de las bodegas de referencia y somos conscientes de que para conseguirlo es preciso trabajar con los mejores profesionales, realizar importantes inversiones e incorporar las técnicas más avanzadas, lo que nos permitirá disponer de un conocimiento exhaustivo de nuestro terroir y elaborar un producto distintivo y de máxima calidad", afirmó Camino Pardo, directora general de la bodega del Palacio de los Frontaura y Victoria.

Este novedoso sistema consta de unos sensores instalados en la finca y un complejo software que procesa los datos, con lecturas cada 15 minutos y dos actualizaciones al día. Asimismo, permite estudiar la planta, el clima y el suelo.

"Es una información muy valiosa pues este registro sistemático nos ofrece el estado del viñedo en cada momento y nos permite realizar análisis comparativos y prever su evolución", destacó Abete.

En este sentido añadió que permite saber cuál es la humedad relativa a 20, 50 y 80 centímetros; la temperatura; la dirección y velocidad del viento, o las reservas de agua es fundamental para evaluar el riesgo de enfermedades y actuar con antelación o regar en el momento y con la frecuencia más idóneos.