Publicado 19/05/2022 18:18

Familia aprobará leyes de Derechos de Mayores y de Apoyo al Proyecto de Vida de Personas con Discapacidad

Isabel Blanco a su llegada a la Comisión de Familia e Igualdad de Oportunidades en las Cortes.
Isabel Blanco a su llegada a la Comisión de Familia e Igualdad de Oportunidades en las Cortes. - EUROPA PRESS

   Blanco se compromete a mejorar la oferta de plazas residenciales para dependientes con dos nuevas residencias en Ávila y Zamora

   VALLADOLID, 19 May. (EUROPA PRESS) -

   La Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades prevé aprobar durante la presente legislatura sendas leyes de Derechos de las Personas Mayores y de Apoyo al Proyecto de Vida de las Personas con Discapacidad, según ha explicado este jueves su titular, Isabel Blanco, en las Cortes de Castilla y León.

   En cuanto a la primera de estas leyes, Blanco ha defendido que la nueva norma impedirá "la discriminación por edad" y contemplará "la ampliación de derechos de dependencia a aquellos que no están cubiertos por la ley estatal", a la vez que facilitará "el acceso a prestaciones a aquellas personas mayores que vivan solas".

   "Esta ley ampliará y actualizará el catálogo de derechos de las personas mayores y se posicionará activamente frente al llamado edadismo, es decir, la discriminación por razón de la edad", ha defendido la consejera durante su comparecencia ante la Comisión de Familia e Igualdad de Oportunidades para presentar las líneas de actuación de su departamento para la legislatura que comienza.

   También contemplará una nueva situación de necesidad como es la soledad, a la que se vincularán una serie de recursos y apoyos para "prevenir, detectar y actuar ante este tipo de situaciones".

   En cuanto a la segunda de las leyes anunciadas, que el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, ya avanzó el pasado mes de enero en plena campaña electoral, es la de atención residencial en el ámbito de los cuidados de larga duración, pensada para el momento en el que las personas dependientes ya no puedan permanecer en su hogar.

   Dicha norma incorporará el nuevo modelo de atención residencial, centrado en la persona, que presta una atención personalizada, incluye el apoyo y acompañamiento emocional, "generando empleo y crecimiento económico en la zona y permitiendo la pervivencia de las residencias, especialmente las del medio rural", ha apostillado Isabel Blanco.

   "La esencia de la ley se basa en la atención centrada en las necesidades y deseos de las personas dependientes, de forma que estos centros se conviertan en verdaderos hogares, organizados en unidades de convivencia como modelo a desarrollar", ha explicado.

NUEVAS TECNOLOGÍAS EN RESIDENCIAS

   Dentro de este proceso de modernización se van a incorporar las nuevas tecnologías a las residencias de mayores, mientras que, por otro lado, se realizarán "inversiones significativas" que "van a permitir mejorar la oferta de plazas de estancia prolongada en todas las provincias, así como modernizar, adecuar y crear infraestructuras para incrementar el número de plazas en centros residenciales de personas mayores de titularidad pública".

   Entre estas inversiones destacan la finalización de la nueva residencia de personas mayores de titularidad de la Junta de Castilla y León en Salamanca y la construcción de dos nuevas en Ávila y Zamora.

   Conjuntamente con esto se ha desarrollado el programa 'Atención en Red', incluido dentro del sistema de Atención a la Dependencia 5.0, que conjuga los cuidados en domicilio y en centros residenciales con la finalidad de ofrecer cuidados individualizados a las personas mayores, con dependencia, discapacidad o enfermedad crónica.

   Este proyecto pivota sobre los proyectos 'A gusto en casa' y 'Viviendas en Red' y el nuevo modelo de atención residencial, basado en unidades de convivencia.

   La Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades desarrollará actuaciones orientadas a la promoción de la igualdad de oportunidades de las personas con discapacidad, para lo cual realizará mayores actuaciones, sobre todo en lo referente al impulso del empleo y la formación de las personas con discapacidad como principal medida de integración y normalización de su vida.

   Además, se van a incrementar los itinerarios de inserción social y los programas específicos de viviendas y apoyo a la vida independiente y se va a reforzar la figura del asistente personal, ha detallado la consejera.

   Blanco ha añadido que con la futura ley de apoyos al proyecto de vida de las personas con discapacidad se pretende garantizar, como derecho subjetivo, la continuidad de las prestaciones sociales que estos niños requerirán a lo largo de su vida y la coordinación con otros sistemas como Educación, Sanidad y Empleo.

HUB DE INNOVACIÓN TECNOLÓGICA

   Para impulsar la modernización de los Servicios Sociales y favorecer la innovación empresarial en este ámbito, desde la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades se va a impulsar el Hub de Innovación Tecnológica en Zamora para el desarrollo de cuidados de larga duración, un espacio en el que emprendedores, empresas emergentes y otras ya consolidadas se unan para fomentar el aprendizaje y el trabajo colaborativo y dar respuesta a los desafíos de un sector de alto potencial.

   Otro proyecto de vanguardia es la Teleasistencia Avanzada --gratuita para todas aquellas personas mayores que la soliciten--, que se implantará en toda Castilla y León y que ha evolucionado de un sistema de alerta ante situaciones de crisis en el domicilio a un servicio social avanzado con entidad propia y con capacidad de contribuir a la prevención de la dependencia, promover la autonomía personal y cuidar telemáticamente de quienes eligen continuar su proyecto de vida en su propio hogar.

   Un sistema que "también se va a ofertar a los cuidadores de personas en situación de dependencia", pues Isabel Blanco se ha mostrado consciente "de la necesidad de atender a las personas que cuidan".

   Una prestación esencial que va a seguir mejorando la Consejería de Familia es la ayuda a domicilio, un servicio clave que cuenta con más de 38.800 usuarios para promover la permanencia de las personas en sus domicilios, muy especialmente en el medio rural y que ya se ha reforzado con el incremento de horas de atención.

   "Queremos incorporar a más personas usuarias de este servicio, especialmente a las personas que viven solas, y vamos a extender los supuestos de gratuidad y a disminuir la cuantía que han de abonar los usuarios que estén sujetos al copago", ha anunciado la consejera.

   Con el objetivo de que las personas puedan permanecer en sus domicilios, también se extenderá a todas las provincias el programa 'INTecum', que permite a las personas con una enfermedad en fase avanzada o terminal los apoyos sociales y sanitarios que necesiten para poder seguir viviendo en sus hogares.

   El proceso de modernización de la dependencia y los servicios sociales tendrá su reflejo en los procesos de gestión del sistema, con el fin último de prestar una atención más individualizada y cercana, para lo que se simplificará la gestión administrativa con el objetivo de que sea más ágil y eficaz, eliminando el 95 por ciento del papel en los procesos administrativos. Además, se reducirá a un mes el plazo del reconocimiento del derecho a la prestación de dependencia desde su solicitud.

   Otra de las novedades importantes para esta legislatura será la conexión de los sistemas de información de los servicios sociales con los sistemas de información de Sanidad, Educación, Empleo y Vivienda, para dar respuestas más rápidas y ágiles a los ciudadanos.

Más información