Publicado 15/04/2021 18:20CET

Juicio este viernes, salvo nueva sorpresa, contra los cuatro acusados de robar en una tienda de ropa de Valladolid

Se trata de la vista oral que cuenta con un récord de 13 suspensiones por una u otra causa

VALLADOLID, 15 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Audiencia de Valladolid, salvo nueva sorpresa de última hora, celebrará este viernes el juicio contra cuatro personas a las que se acusa de un delito de robo con fuerza cometido en una tienda de ropa de la calle Los Arces, así como de otro de una furgoneta que, presuntamente, utilizaron para cargar la mercancía del referido local, según informaron a Europa Press fuentes jurídicas.

Al margen del récord de suspensiones de este proceso, trece hasta el momento, llama todavía más la atención el hecho de que en la última convocatoria que data de octubre de 2020, minutos antes de entrar en sala, tres de los acusados, sus letrados, la fiscal y las dos acusaciones particulares llegaron a un principio de acuerdo a fin de suspender el juicio--dada la incomparecencia de uno de ellos--y emplazarse días después a fin de sellar una sentencia de conformidad muy generosa para los presuntos ladrones que éstos, de forma sorprendente, rechazaron poco antes de ocupar el banquillo.

El acuerdo consistía en tipificar los hechos como tentativa de robo con fuerza en las cosas, en lugar de un delito consumado, con lo que D.B.V. y B.L.B, reincidentes en esta modalidad delincuencial, asumían dos años de cárcel, en lugar de los cuatro a los que se exponían, y los otros dos procesados, J.C.R. y J.C.L, aceptaban un año y medio de privación de libertad, frente a los dos iniciales.

Pero a mayores, los acusadores ofrecían también la posibilidad de una rebaja de otros nueve meses en aplicación de la atenuante de reparación del daño, siempre y cuando se comprometieran a abonar un total de 11.100 euros, equivalente al 70 por ciento de los daños causados a los perjudicados--por los desperfectos en una furgoneta robada y los propios en la tienda de ropa--y que en su conjunto se elevan a 14.300 euros.

De haber sellado dicho acuerdo, D.B.V. y B.L.B. habrían obtenido una 'aseada' condena de un año y tres meses y los otros dos de nueve meses, si bien han optado por jugársela a una carta, tras advertir de que no hay prueba de cargo suficiente contra ellos, y exponerse a una condena mucho más dura de cara al juicio que, si no media otro contratiempo, se celebrará este viernes.

Los cuatro, incluido el vecino de Madrid D.B.V. que no compareció en la última convocatoria del juicio, se desplazaron, presuntamente, desde Madrid a Valladolid a bordo de un Citroën Xara el día 29 de noviembre de 2016 y en un franja horaria entre las 17.00 de ese día y las 04.00 ó 05.00 horas del día siguiente, actuando de común acuerdo, se apoderaron de una furgoneta de una empresa que se hallaba estacionada en la calle Narciso Alonso Cortés, tras violentar la ventanilla derecha y la carcasa del sistema de arranque.

Acto seguido, con el uso de la furgoneta y del vehículo empleado para desplazarse hasta Valladolid, los encausados se dirigieron a una tienda de ropa en la Plazas de los Arces, cerrada al público, y una vez allí apalancaron supuestamente el marco de la puerta de entrada, violentaron dos cerraduras de la misma y lograron entrar tras destrozar el sistema de alarma y el arco de seguridad y arrancar el teléfono.

Las acusaciones sostiene que se hicieron con dos billetes de veinte euros y un billete de cinco de la caja registradora y cargaron una gran parte de las prendas de vestir de la tienda--el valor se eleva a más de 272.000 euros--tanto en la furgoneta como en el vehículo, si bien no lograron su propósito gracias a la rápida intervención de la policía.

Contador

Para leer más