Actualizado 23/02/2009 19:36 CET

El PP de Zamora dice que Alejo "reniega de su partido" porque "elude su responsabilidad"

ZAMORA, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

La portavoz del Partido Popular de Zamora, Clara San Damián, recalcó hoy que el delegado del Gobierno en Castilla y León, Miguel Alejo, "reniega del Gobierno Socialista al que representa para eludir responsabilidades" al manifestar que no son de su competencia los asuntos de Paradores Nacionales tras ser preguntado por el proceso seguido para que su hijo ejerza actualmente las labores de director en el Parador Nacional Condes de Alba y Aliste de Zamora.

Tras la reunión del Comité de Política Local del partido, Clara San Damián puso de manifiesto que, entre otros hechos relacionados con la Paradores Nacionales de España, el actual delegado del Gobierno ha presidido los actos de conmemoración del 75 aniversario del Parador de Ciudad Rodrigo en Salamanca, y de la inauguración del remodelado Parador de Puebla de Sanabria, junto con el ministro de Industria, Comercio y Turismo, el pasado 30 de julio del 2008.

Del mismo modo, añadió que en otra ocasión respondió sobre el cumplimiento de plazos e inversiones en relación con el Parador de Villafranca del Bierzo.

La portavoz del Partido Popular insistió en que Miguel Alejo y el Gobierno del Partido Socialista deben informar del proceso que se ha seguido hasta que, con motivo de la celebración de la Cumbre Hispano-Portuguesa, el hijo del delegado del Gobierno comenzó a ejercer como director del Parador Nacional Condes de Alba y Aliste de la capital zamorana.

Del mismo modo, expuso que el Partido Popular tiene más informaciones y datos, aún por confirmar, relacionados con este "meteórico ascenso del hijo del delegado del Gobierno en la red de Paradores de España", dependiente del Gobierno Central, "por más que Miguel Alejo diga que es un asunto que no le incumbe".

Por otra parte, la portavoz del Partido Popular de Zamora criticó la reducción de la aportación del Estado a los ayuntamientos de la provincia por parte del Gobierno central para el presente año y que se traduce en 1,3 millones de euros en el caso de la Diputación Provincial, 200.000 euros en el Ayuntamiento de Zamora, y 100.000 en el de Toro, entre otros casos representativos.