Publicado 10/12/2021 14:49CET

Barcelona mantiene la prohibición de alquilar habitaciones turísticas

Archivo - Habitación de apartamento turístico (archivo)
Archivo - Habitación de apartamento turístico (archivo) - EUROPA PRESS - Archivo

   El Gobierno municipal abre la puerta a una ordenanza que regule la situación

   BARCELONA, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El Ayuntamiento de Barcelona mantendrá la prohibición de alquilar habitaciones turísticas por períodos de 31 días o menos en la actualización que ha realizado del Plan Especial Urbanístico de Alojamientos Turísticos (Peuat) y que la Comisión de Gobierno ha tramitado para que se apruebe de manera definitiva.

   Lo han anunciado el primer y segunda teniente de alcalde, Jaume Collboni y Janet Sanz, en rueda de prensa este viernes, en la que han explicado que el texto deberá pasar el primer trámite en la Comisión de Ecología y Urbanismo del próximo martes para aprobarse definitivamente en el pleno del 23 de diciembre.

   Tras cuatro años de aplicación del Peuat, en enero se aprobó inicialmente la revisión del texto para actualizarlo y adaptarlo al marco normativo, después de diversas sentencias judiciales que obligaban a modificar algunos aspectos del plan.

   Con esta actualización, el alquiler de habitaciones turísticas solo estará permitido para períodos superiores a un mes y solo se admite si se abren en viviendas de uso turístico que se reconviertan en residencia habitual.

   Sanz ha subrayado la participación y el diálogo con el resto de grupos municipales, entidades, asociaciones, vecinos y gremios para actualizar el texto: "Más de 118 alegaciones denotan la importancia de este instrumento en nuestra ciudad".

   En la misma línea, Collboni ha destacado que la propuesta concita "un consenso más importante dentro y fuera del Ayuntamiento para continuar con la política de regulación y de gobernanza del modelo turístico de Barcelona".

FUTURA ORDENANZA MUNICIPAL

   A pesar de las diferentes posturas que tienen los socios de Gobierno respecto a esta cuestión, y que tanto Collboni (PSC) como Sanz (comuns) han admitido, ambos han mostrado la intención de establecer una regulación mediante una ordenanza municipal.

   Sanz ha apuntado que la ordenanza debe centrarse en la inspección y el control de esta actividad, mientras que Collboni ha defendido que la voluntad del Gobierno municipal con la futura ordenanza es "enviar un mensaje de tranquilidad".

   "Queremos dar un mensaje de tranquilidad y de que todo el mundo sea consciente de que el gobierno es consciente del reto que tenemos como ciudad y que la dirección en la que vamos es la de dar amparo legal", ha expuesto el primer teniente de alcalde.

ACTUALIZACIÓN DEL PEUAT

   Una de las modificaciones respecto a la aprobación inicial, es que cuando se cierre un piso turístico, solo se podrá abrir otro en la zona de crecimiento contenido --fuera del centro de la ciudad y de la corona que lo envuelve--, ya que la zona 2 (que era de mantenimiento) ha pasado a ser considerada de decrecimiento, como la zona 1.

   Además, se conservan los cambios ya hechos en la aprobación inicial, como que en el sector norte del 22@ la oferta turística no podrá incrementarse y se mantendrá, y las residencias de estudiantes que no se ubiquen en suelo de equipamiento no podrán situarse en las zonas de decrecimiento y mantenimiento, entre otras cuestiones.

"LA BARRA LIBRE ES HISTORIA"

   Con esta actualización, el Gobierno municipal quiere que el Peuat continúe siendo una herramienta fundamental para garantizar el derecho a la vivienda, a la vida cotidiana y al turismo sostenible, y que "busque un equilibrio donde todo el mundo tenga derecho a la ciudad: a visitarla y también a vivirla".

   "El Peuat simbolizó y vuelve a simbolizar que la barra libre con el sector turístico en Barcelona es historia", ha asegurado Sanz, mientras que Collboni ha defendido que esta nueva propuesta debe suponer entrar en una fase de estabilización del modelo turístico de los próximos años que sea útil a la ciudad, a los sectores económicos y a la convivencia de Barcelona.