Calvo defiende un cambio de "formato" del CGPJ y la incorporación de más mujeres

Carmen Calvo en TV3
TV3
Actualizado 12/11/2018 9:57:58 CET

Sobre el cadáver de Franco: "El primer día que se pueda, se exhuma"

BARCELONA, 12 Nov. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, ha explicado este lunes que en la renovación del Consejo General del Poder Judicial se va a cambiar el "formato de trabajo" del órgano de gobierno de los jueces y que este nuevo formato será más importante que quién presida el CGPJ.

"Lo importante no es quién va a presidir. Lo importante es quién va a estar", ha dicho en una entrevista a TV3 recogida por Europa Press el mismo día en el que se ha conocido que el presidente de la Sala Segunda del Tribunal Supremo, el conservador Manuel Marchena, será el nuevo presidente del CGPJ en sustitución de Carlos Lesmes.

Calvo no ha entrado a valorar la figura de Marchena, pero ha recordado que es el magistrado que iba a presidir el juicio a los líderes soberanistas catalanes y que, presidiendo el CGPJ, "no puede hacerse cargo del caso".

Con esta renovación del CGPJ, el órgano contará con mayoría progresista de 11 contra 9, de los 20 sillones por el que está formada la cúpula judicial.

La vicepresidenta ha expresado respeto para el candidato que elijan los magistrados para presidir el CGPJ y ha defendido incorporar a "mujeres muy formadas" en el gobierno de los jueces.

"Iniciamos una etapa que, por lo que afecta al PSOE, tiene que ser necesariamente mejor, porque hay indicadores y la ciudadanía tiene quejas de la justicia", pero ha rechazado vincular estas quejas y situaciones como el cambio de criterio del Tribunal Supremo sobre las hipotecas.

Y ha rehusado vincular la renovación de la cúpula judicial con la causa abierta a líderes independentistas: "Ha coincidido en el tiempo la finalización del periodo de mandato del CGPJ y los plazos del proceso del 1 de octubre".

FRANCO

Preguntada por la retirada de los restos del dictador Francisco Franco del Valle de los Caídos, ha detallado que el Gobierno está a la espera de "dos permisos, uno de la comunidad autónoma y otro del Ayuntamiento", para exhumarlo, y de que finalice el plazo de alegaciones.

"A partir de ahí, el primer día que se pueda, se exhuma. Lo dijo el presidente 'No estaremos en un 2019 con el dictador enaltecido", por lo que ha apostado por llevarlo a un lugar discreto en lugar de a la catedral de la Almudena de Madrid.