Publicado 13/12/2021 15:09CET

Entidades sociales alertan de la subida de los índices de pobreza en Catalunya por el Covid-19

BARCELONA, 13 Dic. (EUROPA PRESS) -

La federación de Entidades Catalanas de Acción Social (ECA) ha alertado de que el Covid-19 ha aumentado en Catalunya los índices de pobreza, y que esta "se cronifica y se agudiza a pesar de que las cifras económicas sobreviven la pandemia", en un comunicado este lunes.

La nueva edición del Informe Social de Catalunya (Insocat) ha determinado que la brecha de pobreza, que indica como de pobres son las personas en situación de pobreza, ha aumentado del 25,5% al 37,9% en un año, y se han doblado los hogares con baja intensidad de trabajo (del 5,6% en 2019 al 9,8% en 2020) y la privación de material severa (del 3,1% al 6,2%).

El incremento de la tasa Arope, que determina que un 26,3% de la población en Catalunya está en riesgo de pobreza o exclusión, ha afectado "con especial crudeza" a las mujeres (27,8%), a los menores de 18 años (35,9%), con nacionalidad extranjera (61,6%) o con niveles formativos de Primaria o inferior (36,9%).

También han observado que en la última década, mientras que el Producto Interior Bruto "ha vuelto a crecer desde la crisis de 2008", la tasa Arope no ha bajado del 22,5%, por lo que han considerado que se trata de una situación estructural y que el modelo socioeconómico no es capaz de reducir los indicadores de pobreza.

"Vemos con preocupación una cierta aceptación, normalización y resignación respecto a estos niveles de pobreza y exclusión totalmente inaceptables", ha afirmado el director de la Fundació Ser.Gi, Lluís Puigdemont.

RENTA BÁSICA UNIVERSAL

Las entidades han criticado el "desequilibrio presupuestario en la inversión social" en los Presupuestos de la Generalitat para 2022 y han pedido un cambio de paradigma, en sus palabras, que se tiene que vertebrar a partir de la Renta Básica Universal.

Para la responsable del programa de Necesidades Básicas de Cáritas en Barcelona, Mercè Darnell, todas las personas son débiles y vulnerables y los recursos "no tienen que ser solo para personas en situación de exclusión" porque, de esta manera, siempre quedan colectivos fuera.

Darnell ha insistido en que se armonice la Renta Garantizada de Ciudadanía y el Ingreso Mínimo Vital mientras no se implemente la Renta Básica Universal, porque en ambos casos "han llegado a menos de un 10% de la población a la que se dirigen".

Para leer más