Fomento del Trabajo cree que sería un "grave error" una contrarreforma de la ultraactividad

Fomento del Trabajo cree que sería un "grave error" una contrarreforma de la ultraactividad
EUROPA PRESS
Publicado 08/05/2019 14:39:42CET

Celebra la baja conflictividad laboral: "Estamos en una situación de concertación y diálogo social muy positiva"

BARCELONA, 8 May. (EUROPA PRESS) -

El director de Relaciones Laborales y Asuntos Sociales de Fomento del Trabajo, Javier Ibars, ha señalado que sería un "grave error" una contrarreforma de la ultraactividad como la propuesta por el Gobierno, ya que su regulación en la reforma laboral de 2012 ha llevado a un impulso de la negociación colectiva, en sus palabras.

Lo ha señalado este miércoles en rueda de prensa para presentar su XIII Informe del Mercado Laboral y Negociación Colectiva, junto a la presidenta de la Comisión Laboral y de Recursos Humanos de Fomento, María Ángeles Tejada, en la que también ha calificado de "muy positiva" la situación actual de concertación y diálogo social por su disminución en los últimos años.

Sobre el control horario, han dicho que es una fórmula que ha llegado muy tarde en el tiempo atendiendo el grado de digitalización actual, y ha criticado el sobrecoste que supondrá: "Es muy difícil aplicar un criterio rígido. Debes dar más flexibilidad al trabajador y que sea más responsable", en palabras de Tejada.

REFORMA LABORAL

En cuanto a las medidas de mejora de la Reforma Laboral, Fomento ha propuesto objetivar más los procedimientos y las causas que justifiquen los despidos objetivos, colectivos e individuales para evitar que los tribunales revoquen estos procedimientos.

Ha señalado que los ERE se deben facilitar modificando el desarrollo reglamentario de los despidos colectivos porque, en su opinión, se exige un exceso de documentación que dificulta su presentación y promueve que se pueden producir defectos formales.

Ibars también ha defendido que se deberían reemprender los incentivos para potenciar los expedientes de regulación de flexibilidad en detrimento de los de extinción definitiva de los contratos.

CONTRATACIÓN

En cuanto a contratación, la patronal catalana ha pedido la recuperación de contratos de trabajo de duración determinada ante el lanzamiento de nueva actividad empresarial, reformar el contrato en prácticas y el contrato para la formación y el aprendizaje para potenciar su utilización, y aumentar la duración de los contratos de obra y servicio a lo que dure la obra.

También propone eliminar el concepto 'indemnización' en acabar cualquier tipo de contrato porque cuando se acaba el contrato no hay despido ni vulneración de sus derechos, por lo que en su opinión no tiene sentido.

Ibars ha explicado que la patronal propone la reducción lineal de las cotizaciones empresariales a la Seguridad Social como incentivo para generar ocupación y reducir costes, así como una modificación en la regulación de las horas extraordinarias, además de facilitar a las empresas el pago de sanciones.

Sobre el derecho a huelga, la patronal ha señalado que le gustaría sentarse con la administración para reconocer este derecho y regularlo para que haya límites y garantías que eviten algunas "situaciones complicadas" vividas, en sus palabras.

Han pedido trasladar los festivos intersemanales a lunes y viernes para reducir costes, defender el papel de las Empresas de Trabajo Temporal (ETT), de las que Ibars ha criticado su situación de sobreregulación, y romper la asociación entre temporalidad y precaridad.

NEGOCIACIÓN COLECTIVA

La patronal, que ha trasladado al Gobierno estas medidas "para continuar un crecimiento económico, social y medioambiental sostenible", ha reclamado potenciar la negociación colectiva y facilitar la renovación y actualización de los convenios.

Ibars ha lamentado la "elevada" tasa de absentismo laboral y ha pedido potenciar las medidas de control de la incapacidad temporal de corta duración, la supresión de la obligación empresarial del pago de la prestación desde el cuarto al decimoquinto día de baja, entre otras.

Por su parte, Tejada ha lamentado que en España haya 98.000 puestos de trabajo no cubiertos, algo que ha considerado grave, especialmente en sectores como las residencias de la tercera edad.

Contador