Actualizado 11/07/2013 20:22 CET

Logran la regeneración de la retina en ratones tras la inyección de células madre

Ojo pupila
YLEM/WIKIMEDIA COMMONS

BARCELONA, 11 Jul. (EUROPA PRESS) -

Investigadores del Centro de Regulación Genómica (CRG) de Barcelona han descubierto una nueva vía que activa la reprogramación y regeneración de las neuronas de la retina, algo que han logrado tras inyectar células de la médula ósea en el ojo de ratones.

En declaraciones a Europa Press, la autora del trabajo, Daniela Sanges, ha explicado que la investigación ha demostrado que es posible "reprogramar células mediante la fusión" de las mismas, lo que constituye un mecanismo fisiológico novedoso que activa el mismo cuerpo para regenerar un tejido.

El trabajo, que publica la revista 'Cell Reports' y que ha dado pie a la creación de una patente, demuestra que es posible la regeneración de tejido nervioso en mamíferos mediante fusión celular, y abre la puerta a que esta pueda ser una estrategia válida para regenerar tejido nervioso incluso más complejo.

Sanges ha detallado que la investigación se inició hace cuatro años, después de que en 2006 se publicaran las primeras investigaciones sobre reprogramación celular, y se decidió hacerlo sobre el ojo por tratarse de un modelo sobre el que era más sencillo trabajar.

"Empezamos a ver si, al trasplantar células madre en un ojo con daño celular previo, las células madre se fusionan" y reparan dicho daño, ha explicado, y ahora han logrado probar que es así.

La investigadora postdoctoral italiana ha detallado que las células se fusionan y que es después de estas fusión con la neurona se reprograma, lo que contradice la hipótesis de que una vez que las células se han diferenciado no pueden reprogramarse de nuevo, lo que lleva a concluir que "las células del cuerpo tienen capacidad para ser mucho más plásticas" de lo que en un principio se pensaba.

INVESTIGACIÓN FUTURA

El grupo de Reprogramación y Regeneración del CRG, que dirige Pia Cosma, se centrará ahora en determinar si este descubrimiento se produce de la misma manera en un número mayor de ratones, con la intención de descartar efectos colaterales futuros.

Sanges ha señalado que esta vía de tratamiento podría ser una "eventual terapia" para tratar enfermedades de la retina, por lo que también se centrarán en estudiar otras células del ojo, e incluso un método para regenerar cualquier tipo de tejido nervioso.