Miquel Buch a los CDR: "Al fascismo se lo combate con más democracia, no saltándose cordones policiales"

410225.1.644.368.20181010122034
Vídeo de la noticia
Publicado 10/10/2018 12:20:34CET

   Niega la acusación de Cs, PSC y PP de utilizar políticamente a los Mossos

   BARCELONA, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El conseller de Interior, Miquel Buch, ha recriminado este miércoles la actitud de los CDR durante las movilizaciones del 29 de septiembre y 1 de octubre pasados: "Al fascismo se lo combate con más democracia, no saltándose cordones policiales para ir a buscar un conflicto violento con otras personas".

   Lo ha dicho durante la sesión de control al Govern en el Parlament, en referencia a los incidentes que hubo esos días entre manifestantes y Mossos d'Esquadra.

   El 29 de septiembre Jusapol había convocado una manifestación para reconocer a los agentes que participaron en el dispositivo contra el 1-O, la izquierda independentista convocó otra de rechazo, y hubo encontronazos y cargas.

   Y durante el aniversario del 1 de octubre hubo cargas de los Mossos contra manifestantes independentistas que intentaron entrar en el Parlament.

   El diputado de los comuns Joan Josep Nuet ha criticado los operativos de ambos días, cree que faltan efectivos y ha preguntado: "¿A quién se le ocurre permitir que la Jusapol desfile por el centro de Barcelona orgullosamente satisfecha por los golpes de porra del 1 de octubre?".

   Buch ha afirmado que no le gustó que Jusapol se manifestara en Barcelona días antes del aniversario del 1-O, al considerar que la movilización tenía un "tono provocativo", pero que debe respetar el derecho a manifestación de todos.

   Además, ha pedido a los comuns que colaboren con el Govern a desmontar "el falso relato de la convivencia" que considera que hacen el Gobierno central, Cs, PSC y PP.

CRUCE DE ACUSACIONES CON CS Y PP

   Matías Alonso (Cs) le ha preguntado como valora la situación de los Mossos desde que llegó a la Conselleria, y ha alertado de que su gestión y la de sus predecesores "ha dividido a los Mossos".

   "Su actuación va en contra de la moral y prestigio de los Mossos d'Esquadra. No son ni pueden ser nunca una policía política", y ha criticado el operativo durante las manifestaciones del 29 de septiembre y el 1 de octubre.

   Buch ha acusado a Cs de decir que a la policía catalana "no se la debe respetar ni obedecer" porque consideran que actúa políticamente, pese a que hacen un discurso pidiendo respeto.

   "Cuando acaben de respetar y obedecerla, vengan a hacer según qué discursos que son más populistas que razonables y serios", ha reprochado.

   Xavier García Albiol (PP) ha reiterado la acusación de utilización política de los Mossos, y ha advertido de que "los únicos que utilizan la policía como una policía política son regímenes donde hay instaurada una dictadura", además de preguntar a Buch si comparte las declaraciones de Torra animando a los CDR a seguir presionando.

   El conseller ha negado que Torra llamara a los CDR a que presionaran, sino a que velaran por que el Govern cumpla su programa electoral, y lo ha ejemplificado pidiendo a la oposición que lo "aprieten" para hacer mejor su trabajo.

   Y ha cargado contra Albiol por acusar al Govern de utilizar políticamente a los Mossos, ya que, según él, esto es lo que hizo el PP en el Gobierno central para frenar el proceso independentista: "Que me quiera dar lecciones a mí tiene narices".

PSC-UNITS

   El diputado del PSC-Units Carles Castillo ha destacado que la seguridad en Catalunya goza de buen estado, pero ha acusado a Buch de que "se la están cargando a fuerza de jugar políticamente con su gestión", y ha mostrado su preocupación por las condiciones laborales de los agentes.

   Además, ha asegurado que en los operativos del 1 de octubre de este año hubo falta de previsión y ha acusado a Torra de animar a los CDR a presionar: "Ustedes los alimentan y después los Mossos tienen que correr por todas partes, y con material dañado".

   Buch ha asegurado que los Mossos no actúan como una policía política y ha reivindicado que "los datos demuestran la gran confianza de la sociedad en los Mossos, aunque algunos pretenden verla como una policía política y no democrática".

   El conseller ha reiterado su apoyo a los agentes y ha dejado su valoración de los operativos del 29 de septiembre y el 1 de octubre para la comparecencia que hará en el Parlament.