Publicado 18/11/2015 17:19CET

Las nóminas de los profesionales de hospitales concertados, en "riesgo" por los impagos

BARCELONA, 18 Nov. (EUROPA PRESS) -

El director general del Consorci de Salut i Social de Catalunya (CSC), José Augusto García, ha alertado de que las nóminas de los profesionales de algunos hospitales concertados catalanes están "en riesgo" por los impagos.

En declaraciones a Europa Press, García ha advertido de que si la Generalitat no abona la factura de noviembre a tiempo, la situación pasará "de asfixia a ahogo, un paso más", puesto que ya les adeuda 465 millones de euros de parte de septiembre y octubre.

La situación de los centros hospitalarios asociados al CSC es "muy heterogénea", y los que más riesgo corren son los que disponen de menos capacidad financiera, aunque García no ha podido cuantificar el número de centros afectados.

"Hay centros pequeños que están muy bien saneados y tienen instrumentos financieros, y al revés. Es terriblemente heterogéneo", ha remarcado el responsable del CSC.

"Estamos al límite y atravesando líneas rojas", ha avisado García, quien ha explicado que los centros están retrasando pagos a proveedores, pero ha avisado de que habrá un momento en que no les querrán dar servicio.

Según ha indicado, el CSC no ha recibido "ningún compromiso de garantía de pago" por parte de la Conselleria de Salud, puesto que el departamento tampoco la tiene, ha expresado en relación a la partida extraordinaria pendiente del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA).

DEUDA UN TOTAL DE 465 MILLONES

El Servei Català de la Salut (CatSalut) adeuda un total de 465,5 millones de euros a los hospitales y centros concertados que debían ingresar a finales de septiembre y octubre.

De esta deuda, 350 millones de euros corresponden a la factura del mes de julio que se debían ingresar a finales de octubre, y 115 millones atañen a una tercera parte del montante de junio que se debía abonar en septiembre.

La patronal Asociación Catalana de Entidades de Salud (Aces) también alertó la semana pasada en un comunicado de que peligran los sueldos al personal si se dan nuevos impagos por parte de la Generalitat.