Actualizado 14/01/2016 18:26 CET

El Parlament activa las comisiones legislativas y programa la comparecencia de Puigdemont

Junta de Portavoces del Parlament
EUROPA PRESS

BARCELONA, 14 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Mesa y la Junta de Portavoces del Parlament celebrarán este viernes la primera reunión de la XI Legislatura desde que el Govern ya no está en funciones, una situación que impedía el funcionamiento ordinario de la Cámara catalana y la activación de las comisiones legislativas.

Según han explicado a Europa Press fuentes parlamentarias, la reunión de la Mesa se celebrará a las 11 horas y en el orden del día figura la programación de una comparecencia en el pleno a petición propia del presidente del Govern, Carles Puigdemont, y la distribución de las comisiones y de los diputados con responsabilidades, paso previo para emprender la actividad legislativa.

También se abordará el decreto de prórroga de los Presupuestos de la Generalitat aprobado por el Govern para 2016, la elección de los diputados interventores y las recientes renuncias de varios electos, incluida la del expresidente Artur Mas.

La Mesa y la Junta ya inició la tramitación para constituir las cuatro comisiones que no son legislativas y que regula directamente el Parlament --Estatuto de Diputados, Reglamento, Peticiones y Materias Secretas y Reservadas-- y las tres creadas por ley que no requieren de investidura para funcionar --Síndic de Greuges, Sindicatura de Cuentas y Control de la actuación de la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA)--.

Con los trámites de este viernes, la XI Legislatura podrá empezar su normal andadura: la oposición ha criticado en numerosas ocasiones que las dilatadas negociaciones entre JxSí y la CUP para llegar a un acuerdo de investidura y gobernabilidad estaban bloqueando las instituciones.

FUTURAS LEYES

El Parlament tiene varias iniciativas legislativas populares (ILP) pendientes para tramitar, entre las que destaca la de la renta garantizada de ciudadanía, que ya se paralizó con la convocatoria de comicios anticipados en la anterior legislatura y que adolece de una excesiva dilatación en el tiempo, según reconocen tanto las entidades promotoras como los grupos parlamentarios defensores.

Además de las pendientes, JxSí y la CUP se comprometieron a impulsar en un plazo de 30 días tres nuevas leyes para empezar la "desconexión" de Catalunya del resto del Estado: la del proceso constituyente, la de seguridad social y la de hacienda pública.

Para leer más