La población de Barcelona habla más de 300 lenguas, según Linguapax

Actualizado 27/11/2019 17:12:16 CET
Gent. Persones, caminant, carrers
Gent. Persones, caminant, carrers - EUROPA PRESS - Archivo

El 90% de las lenguas del mundo son habladas por solo el 4% de la población

BARCELONA, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

La población de Barcelona habla más de 300 lenguas, según un informe de Linguapax Internacional, con motivo del Año internacional de las lenguas autóctonas declarado por las Naciones Unidas.

El informe destaca Barcelona como referente en la valorización de la diversidad lingüística, y ha llamado a que la ciudad lidere "a escala internacional, el reconocimiento y la reflexión sobre la diversidad lingüística y cultural", y propone que abra al mundo sus experiencias, como ciudad dinámica e innovadora.

También llama a mostrar los esfuerzos colectivos de conservación del catalán, sobre el que ha concluido que se ha convertido en una "lengua minoritaria cosmopolita" gracias a la persistencia de la sociedad, las organizaciones, las universidades y las administraciones.

Linguapax ha puesto en valor que en la ciudad, donde hay más de 392.700 personas nacidas en el extranjero, están presentes lenguas como el guaraní, el panyabí, el mandarín, el tibetano, el bubi, el wólof y el hebreo, entre otros, junto a las lenguas del resto del Estado y de Europa.

De las cerca de 7.000 lenguas vivas que hay en el mundo, 2.464 se encuentran en situación de vulnerabilidad grave y están "al límite de la extinción" --según cifras de la Unesco--: de éstas, hay 23 lenguas dominantes que son habladas por más de la mitad de la población, mientras que el 90% de las lenguas del mundo son habladas por solo el 4% de la población.

"Entre los movimientos migratorios y la imposición, todavía, de las lenguas coloniales en muchos países", el 40% de la población no tiene acceso a la educación en una lengua que comprende, lo que comporta que 617 millones de niños y adolescentes no llegan a los niveles mínimos de competencia lectora, ha señalado.

"En estos momentos de transformaciones sociales profundas con una diversidad creciente, necesitamos, más que nunca, dar valor a la 'inteligencia colectiva', y la diversidad lingüística es una fortaleza que todas las sociedades tendrían que querer compartir", ha reivindicado Linguapax.

MIGRACIONES Y TECNOLOGÍA

Ha llamado a "impulsar un nuevo debate sobre la diversidad lingüística" para contribuir a preservarla, ante las transformaciones que sufre el paradigma de la comunicación humana en las sociedades contemporáneas, y teniendo en cuenta el impacto sobre las lenguas y la supervivencia que tienen los movimientos humanos y las tecnologías de la comunicación.

Ha observado que no siempre existe una correlación entre los hablantes de una lengua y su presencia en los entornos digitales: el chino, a pesar de ser el idioma más hablado --por 1.200 millones de personas--, solo tiene presencia en el 2,2% de la red, y el español, con 400 millones de parlantes, solo está en el 4,1%, mientras que el inglés está en el 55% de Internet, aunque solo el 8% lo tiene como primera lengua.

Linguapax, que nació en 1987 como un programa de la Unesco, trabaja para preservar y revitalizar las lenguas del mundo desde la convicción de que la diversidad lingüística es un motor de conocimiento y de creación, y que reunir a las comunidades humanas alrededor de la idea de mantener y conocer la diversidad de lenguas favorece la comprensión entre las personas y la convivencia en paz.

Contador

Para leer más