Publicado 25/07/2020 10:48:03 +02:00CET

El Sem reúne material de protección para tener cubiertos cuatro meses a partir de septiembre

El gerente del SEM, Antoni Encinas.
El gerente del SEM, Antoni Encinas. - SEM

    LLEIDA, 25 Jul. (EUROPA PRESS) -

   El Servei Català de Salut y el Sistema d'Emergències Mèdiques (SEM) están haciendo acopio de material y de los equipamientos necesarios para afrontar una posible ola de coronavirus con la vista puesta en conseguir en septiembre unidades suficientes como para cubrir cuatro meses con los niveles de infección del pico máximo de marzo.

   "Estamos acumulando por si, por ejemplo, en octubre hubiera un gran rebrote en todo el mundo o en zonas productoras de este material y no se exportara, como ocurrió en la primera oleada y no pudiéramos comprar", ha afirmado en declaraciones a Europa Press, el gerente del SEM, Antoni Encinas.

   Encinas recuerda las dificultades de la primera ola para adquirir material y considera que, en caso de un segundo episodio de pandemia, hay que estar preparados: "Si no consiguiéramos comprar nada más, si por alguna razón se nos cerrara el grifo, el objetivo es que pudiéramos aguantar cuatro meses con el gasto (de material) que tuvimos en la primer oleada".

   Ha precisado que el material como respiradores, máquinas de rayos X, camas, lo está comprando el Servei Català de la Salut y lo está guardando el SEM para su distribución a hospitales y a los pabellones hospitalizados que se monten.

   Por su parte, el SEM se está encargando de la compra de los equipos de protección individual como gafas, guantes y mascarillas, que en los primeros días de la primera ola no tardaron en agotarse.

   Encinas ha destacado que será más difícil identificar el virus en otoño que ahora en verano, porque entonces "llegará una epidemia de virus respiratorio sincitial, el de los niños, y es probable que como los síntomas iniciales son los mismos del coronavirus habrá trabajo para diferenciarlos.

   Además, advierte de que cuando la epidemia de ese virus infantil "empiece a mejorar, hacia diciembre, estará subiendo la gripe, que también tiene los mismos síntomas iniciales", lo que dificultará la detección.

   "Nos encontraremos con centenares de miles de personas que cada año pasan una u otra enfermedad y el SEM y el sistema sanitario entero tendrá que separar el grano de la paja", ha concluido.

Contador

Para leer más