Publicado 18/02/2015 14:33CET

Tres de cada diez estudiantes entra en la universidad con el B2 de inglés

El secretario de Universidades e Investigación de la Generalitat, A.Castellà
EUROPA PRESS

El Govern ofrece ayudas de un máximo de 350 euros para estudiar

BARCELONA, 18 Feb. (EUROPA PRESS) -

Tres de cada diez estudiantes catalanes --un 30%-- tiene al entrar a la universidad el nivel B2 de inglés o una tercera lengua equivalente al First Certificate of English (FCE), un 36% dispone de un nivel B1, considerado de usuario 'viajero', y el 34% tiene el A2 de usuario 'superviviente'.

Son los resultados de la prueba diagnóstica on-line y gratuita que hicieron en otoño 40.000 estudiantes, en el marco del programa 'Parla3. El teu futur parla idiomes', una nueva iniciativa que ha sido presentada este miércoles por el secretario general de Universidades e Investigación de la Generalitat, Antoni Castellà, aunque se aplica desde el inicio de este curso.

El Govern ha impulsado el plan para asegurar que al finalizar los estudios todos los universitarios dispongan de este nivel, por lo que otorgarán ayudas "universales" sin discriminar rentas a todos los jóvenes que necesiten formarse y facilitarán la acreditación para los que ya tengan el nivel a través de una prueba común, que cuesta 75 euros pero habrá ayudas de 50 euros.

Los resultados de la prueba diagnóstica coinciden con el análisis que han hecho en el último año de los resultados de Bachillerato y la Selectividad, y son, de hecho, los que ha motivado el programa, que da respuesta al mandato parlamentario de 2014 de que en 2018 el B2 sea imprescindible para obtener el graduado.

Según Castellà, el objetivo es mejorar la empleabilidad de los titulados a nivel global; la internacionalización económica catalana, y la calidad e internacionalización del sistema universitario catalán, además de tender a los países europeos donde entre un 40% y un 54% de la población conoce una tercera lengua, como Noruega y Suecia.

FORMACIÓN Y SUBVENCIONES

La Generalitat prevé una inversión de cuatro millones de euros anuales en ayudas de media, que se concederán a todos los alumnos que lo soliciten a través de una convocatoria de la Agència de Gestió d'Ajuts Universitaris i de Recerca (Agaur), que estará abierta todo el año.

Con un máximo de 350 euros por nivel --A2 y B1-- y subnivel --B2.1 y B2.2--, los estudiantes se podrán beneficiar de las subvenciones si se matriculan en las escuelas de idiomas de todas las universidades, incluido las privadas, en el Institut Obert de Catalunya (IOC), y en la Escuela Oficial de Idiomas (EOI).

Según sus cálculos, la mayoría de oferta en estos centros suele costar alrededor en 350 euros o menos, y ha asegurado que las escuelas de idiomas están preparadas para asumir "un incremento muy fuerte" de alumnos.

El primer curso de nivel para los estudiantes de nuevo acceso del curso 2014-2015, que deben de obtener los niveles A2 y B1 se deberá completar el 15 de febrero de 2016, un límite que se ha impuesto para enviar un mensaje claro a los estudiantes: "Tienen que empezar ya porque si no, no llegarán a tiempo".

A los estudiantes con menor nivel de renta que están en el umbral uno de la beca 'Equitat' o con la beca del Ministerio de Educación se les abonará la ayuda al inicio de curso, y al resto al finalizarlo, además de que dependerá de la superación del curso.