Actualizado 04/12/2014 23:37 CET

Los rituales que tendrás que seguir con Tina Fey y Amy Poehler, en los Globos de Oro

Tina Fey; Amy Poehler GLOBOS DE ORO
Foto: GETTY 

MADRID, 12 Ene. (CHANCE) -

   Ya está todo preparado para que la gala de Los Globos de Oro salga perfecta y que mejor apuesta que Tina Fey y Amy Poehler como conductoras de la gala. Pero esta no es la primera vez, ya que el tándem formado por estas dos cómicas, ya debutó el año pasado en la gala y serán las presentadoras para el año que viene. La gala será emitida por la NBC en la madrugada del domingo.

   Este año promete y es que en una entrevista en 'The Hollywood Reporter' ya han adelantado algunos de los momentazos de la noche. A las bromas sobre la no-nominación de Oprah Winfrey y el juego de chupitos que comenzaron el pasado año, se unen otros nuevos retos que seguramente harán de la gala algo entretenido:
   -"cada vez que veas un vestido con mangas, hay que beber"
   -"cada vez que la cámara no enfoque las reacciones de Tom Hanks, debes hacer cinco flexiones"
   - "si Bryan Cranston habla, hay que cocinar una poca metanfetamina, pero solo en su justa media, solo un poco".

  

   Pero esto no es todo, ya que se han confirmado algunos de los personajes que repartirán los galardones, Rober Downey Jr., Julie Bowen, Laura Dern, Uma Thurman, Kevin Bacon, Collin Farrel, Emma Watson, Channing Tatum o Ben Affleck son algunos de los actores y actrices que veremos esa noche entregando los premios.

   Como toda gala que se precie, contará también con su posterior cena en el Hotel Beverly Hilton, en Los Ángeles, a la que asistirán los premiados y en la que disfrutarán de platos tan suculentos como:

   - berenjenas a la parrilla con piñones, humus y tomates braseados, pimientos dulces con queso feta y alcachofas con cuscús.

   - Un plato principal: costillas de ternera con una salsa mediterránea picante y trucha ahumada.

   - El postre: mousse de mango con compota tropical.

   Todo esto acompañado de maravilloso vino argentino y como no podía ser de otra forma grandes cantidades de champán. Con todo preparado, parece imposible que los premiados no disfruten de la noche que seguro será especial.