Actualizado 15/03/2021 14:04 CET

El Rey defiende que "España es un país extraordinario" pero asegura que "tenemos que creer más en nosotros mismos"

El Rey Felipe ha pronunciado un discurso con motivo de la entrega de las Acreditaciones a los Embajadores Honorarios de la Marca España
El Rey Felipe ha pronunciado un discurso con motivo de la entrega de las Acreditaciones a los Embajadores Honorarios de la Marca España - CASA S.M. EL REY

MADRID, 15 Mar. (CHANCE) -

  El Rey Felipe VI ha reivindicado este lunes que "España es un país extraordinario" pero a los españoles les falta el creer más en sí mismos y el saber potenciar sus puntos fuertes y virtudes "sin caer en una vana arrogancia".

   Así lo ha asegurado el monarca durante el discruso que ha pronunciado durante la ceremonia de entrega de acreditaciones a la novena promoción de Embajadores Honorarios de la Marca España que otorga el Foro de Marcas Renombradas Españolas, presidida por Don Felipe y Doña Letizia en el Palacio Real del Pardo.

   En su discurso, el Rey ha resaltado que los nuevos embajadores son personas e instituciones que ayudan "a proyectar la mejor imagen de España" y que constituyen "magníficos referentes de la sociedad española y un ejemplo para todos de excelencia y compromiso con nuestro país".

   "Porque España es un país extraordinario", ha reivindicado, como lo demuestran "la inmensidad de grandes y pequeñas buenas acciones que protagonizan millones de nuestros compatriotas cada día" pero también los embajadores honorarios. Sin embargo, "tenemos que creer más en nosotros mismos", ha sostenido Don Felipe. Así, ha defendido que "merece la pena conocer, valorar y potenciar más nuestros puntos fuertes, nuestras virtudes para competir" y hacerlo "con realismo y rigor, con valentía y sin caer en una vana arrogancia".

   "Nuestro país tiene por delante retos de gran exigencia y relevancia para su porvenir como sociedad y como economía", ha destacado el monarca, incidiendo en que "ante ellos la imagen internacional de España desempeña un papel fundamental en términos de confianza y reputación".

El Rey Felipe durante su discurso

   De ahí, ha añadido, la "importancia y la necesidad" del FMRE y sus embajadores. "Los españoles tenemos la fortuna de ser representados por estas grandes figuras e instituciones, cuyos logros tanto contribuyen a posicionar a nuestro país como referente mundial en sus campos", ha resaltado.

En esta edición, los nuevos embajadores son Belén Garijo, responsable de la división de salud de la farmacéutica Merck (Relaciones Internacionales); José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica (Gestión Empresarial); la ONG Ayuda en Acción (Acción Social); la bailarina Tamara Rojo (Arte y Comunicación); Iberia (Turismo y Gastronomía); el golfista Jon Rahm (Deporte); el paleoantropólogo Juan Luis Arsuaga (Ciencia e Innovación) y Museo Nacional del Prado (Acreditación extraordinaria).

Don Felipe ha resaltado en su intervención las trayectorias y logros de los nuevos embajadores. De Garijo ha resaltado "valores como la curiosidad infinita por aprender, la pasión y el compromiso en dar siempre lo mejor de sí misma, el espíritu de lucha, y su permanente empeño por que la industria farmacéutica contribuya a la salud de las personas" además de ser la primera mujer del consejo de administración de Merck.

   En lo que se refiere a Álvarez-Pallete, ha incidido en que "al frente de Telefónica defiende, por encima de todo, la conectividad como principal misión de la compañía, ofreciendo mejores experiencias y nuevas plataformas de comunicación".

   También ha valorado la labor de Ayuda en Acción con sus 40 años de historia y su "lucha contra la pobreza y la desigualdad en todo el mundo, especialmente en Iberoamérica". Esta ONG, "nos muestra que los españoles somos solidarios y que la solidaridad y la ayuda a los más desfavorecidos debe ser siempre una prioridad", ha sostenido.

   El Rey ha ensalzado la trayectoria de Tamara Rojo, actual directora del English National Ballet, de Londres, y el "prestigio y admiración" de los que goza a nivel mundial, así como de Jon Rahm, actual número dos del mundo y que en 2020 alcanzó el primer puesto mundial en la clasificación de la PGA, un hito solo logrado hasta la fecha por Severiano Ballesteros.

   Por lo que respecta a Iberia, ha defendido que es una empresa "emblemática" y que siempre ha estado fuertemente vinculada con la Marca España. "En estos tiempos complicados y de incertidumbre para todo el sector, sirva este reconocimiento para trasladar un mensaje de ánimo y todo nuestro apoyo a una de las compañías aéreas más antiguas del mundo", ha añadido.

   Sobre el nuevo embajador en el ámbito científico, Don Felipe ha destacado que Juan Luis Arsuaga es un "referente mundial, junto con su equipo de investigación, de los yacimientos de la sierra de Atapuerca".

   Y por último, respecto al Museo del Prado, que ha recibido la acreditación como embajador a título extraordinario, ha resaltado que es "un verdadero referente cultural para millones de personas en todo el mundo" y que conserva una colección de un "incalculable valor universal". Don Felipe ha querido resaltar además que el museo haya abierto sus puertas durante la pandemia a visitas virtuales. "El Museo del Prado nos proporcionó de manera altruista arte, ese alimento para el alma, que muchos necesitaban cuando a nuestro alrededor todo eran malas noticias e incertidumbre", ha señalado.

   Todos los nuevos embajadores han estado presentes en la ceremonia, con la excepción de Tamara Rojo y Jon Rahm, que han enviado un vídeo de agradecimiento. Por su parte, Álvarez-Pallete ha tomado la palabra en nombre de todos para agradecer el reconocimiento.

Contador

Para leer más