Actualizado 12/06/2015 11:27 CET

La dispersión de especies exóticas redefine la biogeografía

Gasterópodos
Foto: CÉSAR CAPINHA

MADRID, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Investigadores han descubierto una reorganización biogeográfica integral de 175 especies de gasterópodos a través de 56 países e, incluso, que se está produciendo una homogeneización.

   Las barreras geográficas para la dispersión han caído, pero el clima sigue limitando la forma en la que las especies colonizan nuevas áreas, como explican los autores del estudio, que se publica en 'Science'.

   Cuando los primeros exploradores navegaron alrededor del mundo encontraron que cuanto más lejos que viajaban, más diferentes eran las especies y los ecosistemas que encontraban, algo que sucede porque hay barreras geográficas a la dispersión. Una de esas principales barreras es el océano.

   Por lo tanto, las especies en el mismo continente comparten una historia evolutiva común, pero las especies en continentes que no han estado conectados en el pasado o en el presente han seguido caminos evolutivos diferentes y se han ido distanciando.

   Los humanos y los bienes que viajan en los últimos siglos han conducido, de forma deliberada o, más a menudo, sin querer, a la dispersión de las especies a nuevos lugares. Esta dispersión humana mediadora ha planteado la hipótesis de que se podría homogeneizar la biodiversidad y, tal vez, cambiar las regiones biogeográficas, pero esta hipótesis no se había probado en todo el mundo.

   Un equipo internacional de cinco investigadores de Portugal, Austria y Alemania pusieron a prueba la hipótesis de la homogeneización examinando 175 especies de gasterópodos (caracoles) a través de 56 países y subregiones. Por cada lugar, recopilaron la lista de las especies exóticas para obtener la distribución contemporánea mundial de especies exóticas, es decir, la distribución de los caracoles después de la mediación de la dispersión humana.

   Luego, los investigadores estudiaron dónde estaban estas especies exóticas estaban antes de la dispersión humana. Para cada especie de caracol, compilaron la lista de países de donde eran nativos. El estudio viene a raíz de recientes trabajos que no pudieron encontrar tendencias significativas en la pérdida de biodiversidad a escala local en las últimas décadas.

   "Por lo tanto, tomamos un ángulo diferente. No probamos si ha habido cambios en la riqueza de especies en las comunidades a través del tiempo. En cambio, nos preguntamos sobre la similitud entre las comunidades de especies en evolución", detalla el autor principal del estudio, Henrique Miguel Pereira, del Centro Alemán para la Investigación Integrativa en Biodiversidad (IDIV, por sus siglas en inglés) y la Universidad Martin Luther, en Halle-Wittenberg, Alemania.

   "Como era de esperar, antes de la dispersión humana, se encontraron comunidades similares en cada región biogeográfica importante. Pero después de la dispersión humana, las comunidades exóticas siguieron un patrón completamente nuevo y se organizaron en dos grandes regiones biogeográficas: los trópicos y zonas templadas", detalla César Capinha, autor principal del estudio.

   De ello se desprende que las comunidades de especies en zonas templadas son más similares a otras comunidades en las zonas templadas, con independencia del continente en el que están, y lo mismo sucede para las comunidades tropicales. Antes de la dispersión humana, no había especies compartidas por las comunidades separadas por más de 11.000 kilómetros, y muy pocas especies fueron compartidas entre las comunidades separadas por más de 6.500 kilómetros. Ahora, incluso lugares tal alejados como 20.000 kilómetros pueden compartir un gran número de especies.

   En el pasado, la distancia geográfica era el principal factor que determinaba la similitud, pero ahora el clima es el factor principal, con también una contribución de la distancia y la cantidad de comercio entre los países, en particular el comercio de bienes que son vectores para el transporte de los caracoles, como tejas, plantas vivas, vegetales y frutas. Esto significa que para climas similares, cuanto más fuerte sea el comercio de estos productos entre los dos países, más parecidas serán las comunidades de especies en esos países.

   El nuevo estudio es el primer análisis global de cómo las invasiones están reorganizando los patrones biogeográficos que han evolucionado durante millones de años y proporciona evidencia de que se están produciendo los principales cambios en la biodiversidad. También confirma que está ocurriendo una homogeneización, pero filtrada por el clima.

   Las barreras geográficas a la dispersión han caído, siendo ahora esa barrera el clima, que limita la forma en la que las especies colonizan nuevas áreas. Esto sugiere que en el futuro, las comunidades serán cada vez más similares a cualquier otra comunidad con un clima similar en cualquier parte del mundo. Los autores advierten que esta expansión de especies exóticas también pone presión sobre las especies nativas, a pesar de que las especies exóticas han causado más extinciones de especies que cualquier otra presión durante los últimos 500 años.