Una red de ríos y arroyos derrite Groenlandia rápidamente

Actualizado 13/01/2015 10:25:55 CET
Ríos sobre hielo en Gorenlandia
Foto: NASA/UCLA

MADRID, 13 Ene. (EUROPA PRESS) -

   Un nuevo estudio de la Universidad de California-Los Ángeles (UCLA) revela una vasta red de ríos y arroyos poco conocida que desembocan en la parte superior de la capa de hielo de Groenlandia.

   Estos cauces podrían ser responsables de al menos la misma cantidad o más de la subida del nivel del mar que los lagos de la capa de hielo o pedazos enormes de hielo que se deslizan al océano.

   La capa de hielo que cubre alrededor del 80 por ciento de Groenlandia es conocida como el mayor potencial contribuyente al aumento del nivel del mar debido al agua de deshielo de los glaciares, pero hasta ahora la atención de los científicos se ha centrado principalmente en los lagos de color turquesa de la capa de hielo --bloques de agua de deshielo que tienden a drenar abruptamente-- y en trozos gigantes de hielo que se deslizan en el océano para convertirse en icebergs.

   Cuando la nieve y el hielo se derriten durante el verano, estos cursos de agua forman un intrincado sistema de desagüe que capta prácticamente toda la escorrentía superficial y son capaces de descargar todo su volumen en menos de dos días, según detectó el equipo. "Es el parque acuático más grande del mundo, con una magnífica y hermosa, pero mortal, avalancha de ríos azules que forma cañones en el hielo", explica Laurence C. Smith, autor principal del estudio y presidente del Departamento de Geografía de UCLA.

   La investigación, publicada en el último número de 'Proceedings of the National Academy of Sciences', pone de relieve la fragilidad de la capa de hielo, así como la cantidad de estragos que podría crear conforme avanza el calentamiento global. Con financiación del programa de Ciencias Criosféricas de la NASA, 11 investigadores, tres de ellos estudiantes de postgrado de UCLA, pasaron seis días en julio de 2012 recopilando mediciones en un entorno hostil y peligroso.

   Debido a que la capa de hielo era tan inestable y la cantidad de territorio que cubre era tan grande, los investigadores se movían en helicóptero. Para asignar la red y calcular los caudales de los ríos, utilizaron imágenes de satélite militares, boyas equipadas con tecnología GPS y un bote no tripulado diseñado especialmente para el proyecto por un ingeniero del 'Jet Propulsion Laboratory' quien también trabajó en el Mars Rover.

FUSIÓN MASIVA EN 2012

   El estudio coincidió con una fusión masiva y extremadamente inusual. Sólo en una otra ocasión en los últimos 700 años, concretamente en 1889, la capa de hielo se descongeló tanto como en 2012. "Fue un avance real de lo rápido que la capa de hielo puede derretirse y puede escapar el agua de deshielo", subraya Smith.

   El equipo estaba particularmente interesado en aprender cómo gran parte del agua de deshielo se retiene, cuánta se va hacia el océano y la rapidez y por qué medios lo hace. "La pregunta era si la capa de hielo actúa como una esponja o un queso suizo", pone como ejemplo Smith.

   En última instancia, los expertos determinaron que la respuesta es un poco de ambas cosas. Por lo menos en la parte superior de su superficie, la capa era como un queso suizo: los 523 arroyos y ríos que fluyen de forma activa a través de un área de 2.000 kilómetros cuadrados de la capa de hielo en sumideros en los que el agua de fusión se fue rápidamente bajo la capa de hielo y al océano.

   Mientras tanto, se produjo un efecto modesto "esponja" en algún lugar debajo de la superficie, en el interior o, más probablemente, en la base de la capa de hielo. Dentro de esta área, los investigadores determinaron que la capa de hielo drenó a un ritmo de entre 16.700 Y 18.500 metros cúbicos por segundo, una tasa más del doble del caudal medio del río Colorado.

   El equipo también examinó específicamente el río Isortoq, que sale de la capa de hielo en la tierra y drena cerca de un quinto de las redes mapeadas. Su producción es fundamental, ya que es un elemento clave del Modelo Atmosférico Regional (MAR), un modelo climático utilizado por el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático para elaborar respuestas internacionales al calentamiento global.

   Los investigadores encontraron que la cantidad de descarga Isortoq era más de un 25 por ciento menos de lo que predijo el modelo."Hay una gran cantidad de agua que sale de la capa de hielo, pero cierta cantidad no puede explicarse", señala la coautora del estudio Vena Chu, estudiante de doctorado en Geografía en UCLA.

   La discrepancia sugiere que al menos algunas de las aguas de deshielo se están capturando de una forma subterránea que aún no se explica, según los investigadores. "El modelo asume automáticamente que el agua de deshielo va directamente al mar --subraya Marco Tedesco, coautor y jefe del Laboratorio de Procesos Criosféricos del City College de Nueva York, que controla MAR--. Parte puede quedar retenida bajo el hielo. Definitivamente, se necesita más investigación".

   Aún así, los investigadores encontraron que el flujo en el río Isortoq lleva agua de deshielo de la capa de hielo al océano con un caudal promedio de 7.000 a 14.000 pies por segundo, un caudal masivo que es aún más impresionante porque el Isortoq es uno de al menos cien grandes ríos terrestres que conectan el derretimiento de la capa de hielo de Groenlandia con los océanos del mundo.

@CIENCIAPLUS

Para leer más