Los vencejos comunes pueden pasar 10 meses en al aire sin tocar suelo

Publicado 27/10/2016 19:06:29CET

   MADRID, 27 Oct. (EUROPA PRESS) -

   Investigadores han confirmado que los vencejos comunes pueden pasar en el aire la mayor parte del año, nada menos que diez meses, sin tocar nunca el suelo.

   Si bien ha habido ejemplos de aves en vuelo durante meses, incluyendo fragatas y vencejos reales, la evidencia sobre los vencejos comunes establece un nuevo récord, según el estudio publicado ahora en Current Biology.

   "Cuando los vencejos comunes dejan su lugar de reproducción en agosto para una migración a las selvas tropicales de África Central a través de África occidental, nunca tocan tierra hasta que regresen para la próxima temporada de cría 10 meses más tarde", dice Anders Hedenström de la Universidad de Lund, en Suecia.

   "Algunas ejemplares pueden posarse durante breves períodos, o incluso noches enteras en pleno invierno, pero otros, literalmente, nunca descendieron durante este período."

   Hedenström dice que es probable que ahorren energía durante el día, deslizándose en las corrientes ascendentes de aire caliente. Pero también ascienden a grandes alturas cada día al amanecer y al atardecer.

   Para su estudio, Hedenström y sus colegas desarrollaron un nuevo tipo de micro registrador de datos. Estos dispositivos registraron la aceleración para supervisar la actividad de vuelo de los pájaros. Más tarde, los investigadores agregaron sensores de luz para su uso en la geolocalización. Los investigadores colocaron registradores de datos en 19 vencejos comunes que fueron capturados de nuevo más tarde.

   Los datos mostraron que los vencejos pasan en vuelo más del 99 por ciento de su tiempo durante su período de 10 meses no reproductivo.

   Hedenström dice que los investigadores aún no saben si estos pájaros duermen o cómo lo hacen. Sin embargo, "el hecho de que algunos nunca descendieron durante 10 meses sugiere que duermen sobre el ala". Tal vez encuentran tiempo para echar una siesta durante los descensos lentos al amanecer y al anochecer, sugiere. Esa es una posibilidad que él y sus colegas esperan explorar en futuras investigaciones.

   A pesar de los altos costos energéticos asociados al vuelo, los vencejos comunes también se las arreglan para vivir una vida sorprendentemente larga, contrariamente a las nociones populares sobre la vida dura y morir joven. Hay casos documentados de vencejos comunes que viven 20 años.

   En ese momento, "la distancia acumulada por el ave es igual a siete viajes de ida y vuelta a la Luna", dice Hedenström.