Actualizado 06/07/2022 13:17

China despliega en el espacio una vela para desorbitar satélites

Desplegando la vela de desorbitación en el espacio
Desplegando la vela de desorbitación en el espacio - SAST

   MADRID, 6 Jul. (EUROPA PRESS) -

   China ha desplegado en órbita una vela de 25 metros cuadrados alojada en la cápsula de carga útil de un cohete lanzado recientemente, con el objetivo de desorbitarla y evitar desechos.

   Esta fue la primera vez en el mundo que se implementó un sistema de vela desorbitado de esa manera, según supo el Global Times de los desarrolladores del sistema.

   El dispositivo de vela de desorbitación, desarrollado por el Instituto 508 de la Academia de Tecnología de Naves Espaciales de Shanghai (SAST), está diseñado para permitir que las naves espaciales que fallen abandonen la órbita antes para ayudar a controlar la propagación de basura y desechos espaciales.

   La vela se instaló en la cápsula de carga útil del cohete portador Larga Marcha-2D Y64 que se lanzó al espacio el 23 de junio y el sistema se desplegó con éxito en órbita el 26 de junio, según el SAST.

   El sistema de vela se extiende a 25 metros cuadrados, según los desarrolladores de SAST, y puede permitir que una cápsula de carga útil de 300 kilogramos vuelva a ingresar a la atmósfera de la Tierra en el plazo de dos años, para liberar valiosos recursos orbitales.

   El tamaño de la vela desorbitada también estableció un récord, revelaron los desarrolladores.

   La vela está fabricada con materiales extrafinos y su grosor es inferior a la décima parte del diámetro de un cabello. Tales textiles livianos y altamente extensibles significan que el sistema de velas se puede instalar a bordo de cualquier nave espacial madura, según el SAST.

   El SAST explicó al Global Times que el sistema de velas de desorbitación es como una cometa gigante en el espacio que puede ayudar a reducir la velocidad de las naves espaciales una vez desplegadas.

   La vela delgada utiliza la resistencia aerodinámica formada por la atmósfera delgada del entorno de órbita baja para desacelerar lentamente el satélite y abandonar gradualmente la órbita original, dijo el SAST, explicando los principios de funcionamiento del sistema.

   Tomando como ejemplo un pequeño satélite con una altitud orbital de 750 kilómetros y un peso de 15 kilogramos, puede continuar operando en órbita durante 120 años e incluso más después del final de su vida útil si no se toman medidas de desorbitación. El uso de la vela de desorbitación de 2,25 metros cuadrados puede reducir el tiempo de desorbitación de los satélites a menos de 10 años.

   China probó un sistema de vela de desorbitación pasiva similar de 2,25 metros cuadrados con nombre en código Taurus por primera vez en septiembre de 2019.

Más información