Actualizado 12/11/2014 13:23 CET

Sonda Rosetta: Philae sufre un problema con el sistema de descenso

Aterrizador Philae
ESA

MADRID, 12 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Agencia Espacial Europea (ESA) ha informado de que la sonda Philae que aterrizará este miércoles sobre el cometa 67P, tiene un problema en el sistema de descenso. Sin embargo han decidido seguir adelante con la misión tal y como estaba programada.

Según han explicado en un comunicado, durante los controles de salud del módulo de aterrizaje, que se han realizado durante la noche del martes, se descubrió que el sistema de descenso activo, que proporciona un empuje para evitar un rebote en el momento de toma de contacto con el cometa, no se puede activar.

"El propulsor de gas frío en la parte superior del módulo de aterrizaje no parece estar funcionando, así que tendremos que confiar plenamente en los arpones que se aferrarán a la superficie" de 67P, ha explicado uno de los responsables de la misión, Stephan Ulamec. "Vamos a necesitar un poco de suerte, que no haya una roca o una pendiente pronunciada en el lugar de aterrizaje", ha reconocido.

La ESA ha decidido seguir adelante con este histórico proyecto y, según han indicado, la separación se producirá en el momento previsto. Eso es a las 09.34 horas (hora peninsular), aunque la señal de confirmación de Philae, que confirmaría el éxito, no llegará hasta media hora más tarde.