La tendencia entre los PC Gaming de 2018: Procesadores Core i9 en alza

INFOCOMPUTER.COM
INFOCOMPUTER.COM
Actualizado 11/05/2018 9:31:08 CET

Los videojuegos cada vez son más exigentes y contar con la última tecnología del mercado definitivamente mejora la experiencia

Madrid, 11 de mayo de 2018.- Existe una gran batalla entre las videoconsolas y los ordenadores por dominar el mercado de los videojuegos. Las compañías de desarrollo van sacando títulos para ambas plataformas, pero existe una marcada tendencia en los últimos años a lanzar mayor cantidad de juegos para la versión PC, lo cual ha generado que la mayoría de los jugadores empiece a decantarse por la idea de comprar un pc gaming de máximas prestaciones.

Dependiendo de los conocimientos de informática del jugador, es posible que la amplia variedad de opciones que se presentan sea un poco abrumadora a la hora de elegir un ordenador para jugar, por lo que puede ser buena idea asesorarse sobre las características necesarias para comprar el PC perfecto que se adapte a nuestras necesidades.

¿Por qué comprar el mejor pc gaming del mundo?

La mayoría de los jugadores de videoconsola están acostumbrados a comprar una máquina que les durará un mínimo de 4 años, pero esto en el mundo de los PC es diferente: si compramos un ordenador de bajas prestaciones, posiblemente quede obsoleto en apenas 1 o 2 años y tengamos que volver a invertir. Es por ello necesario barajar los componentes de última generación a la hora de plantearse comprar un ordenador que pueda superar los 4 años de edad y cuyo rendimiento no se vea extremadamente resentido en la experiencia de juego.

Vamos a hacer un breve análisis de los componentes de ordenador que más afectan al rendimiento de los videojuegos para poder diseminar lo que vamos a encontrar en las tiendas online y podamos tomar una decisión adecuada.

El procesador Intel Core i9 y la placa base

Este es el núcleo de todo PC y, por tanto, uno de los componentes clave en los que debemos fijar nuestras miras. La mayoría de los jugadores suele invertir bastante dinero en este componente dado que asegura la longevidad del ordenador. En la actualidad existen las marcas Intel y AMD compitiendo en el mercado, pero la mayoría de los gamers se decantan por los procesadores Intel gracias a su mayor compatibilidad y estabilidad en líneas generales.

Precisamente una de las últimas incorporaciones son los procesadores Core i9 con una enorme cantidad de núcleos y un rendimiento excepcional. Estos suponen una evolución con respecto a las anteriores versiones de procesadores Core i5 y Core i7 a los que Intel nos tuvo acostumbrados en la última década.

Si deseamos montar un Pc Gaming Core i9 es necesario plantearse comprar adicionalmente una buena placa base que dé servicio a este procesador. Estas placas incorporan el denominado socket LGA 2066 y es fundamental tenerlo presente durante la compra.

La tarjeta gráfica

Este es otro de los elementos clave para poder disfrutar de nuestro procesador Intel Core i9 en su máximo esplendor. Al igual que ocurre con los procesadores, AMD compite contra la marca nVidia y precisamente esta última toma el liderazgo. Las tarjetas gráficas de la serie GeForce 10 suelen ser las más populares entre los PC gamer de última generación.

Si estamos pensando en comprar un Core i9, lo más correcto es que pongamos nuestra mirada en una tarjeta GTX 1080 o GTX 1080 Ti, dado que son dos versiones de máximas prestaciones que nos van a proporcionar el mejor rendimiento posible. Ninguna videoconsola puede competir en potencia contra este tipo de máquinas. De hecho, cuando un fabricante lanza un videojuego para las dos plataformas, limita la versión para consola, de cara a ofrecer una experiencia fluida.

En cambio, en la versión de PC los videojuegos no están limitados, por lo que al disponer de un ordenador de última generación estaremos abiertos a disfrutar de una calidad de visionado que va a superar todas nuestras expectativas con creces, incluso en pantallas de máxima resolución con nuevos componentes como HDR, o incluso si nos planteamos comprar unas gafas de realidad virtual en el futuro.

Los periféricos

Como punto de cierre, no debemos olvidar que los periféricos son importantes a la hora de obtener una buena experiencia de juego. De nada nos vale haber invertido una buena suma en un Core i9 y en una GTX 1080 Ti si luego vamos a disfrutar de los últimos títulos en un teclado de gama baja o en un monitor con muy poca resolución.

Es importante reservar una parte del presupuesto para adquirir un buen set de teclado, ratón y monitor. A diferencia de las videoconsolas, el elemento más importante para optimizar la jugabilidad es el ratón, y es por ello que los gamer con mayor experiencia suelen buscar una buena relación calidad/precio en este apartado. En los ratones, lo más destacable es la velocidad de respuesta y la sensibilidad. Es importante que todos nuestros movimientos queden registrados rápidamente para así disfrutar con plenitud de la experiencia de juego.

Por otro lado, los monitores gaming no son simples sustitutos de una televisión. Los puntos más importantes son la Tasa de refresco y la Resolución. De nada vale un procesador Intel y una gráfica de última generación si vamos a jugar en una resolución de 1080 o inferior.

Como se puede observar, adquirir un pc gaming de altas prestaciones es siempre una buena inversión y puede elevar nuestras expectativas por encima de lo que estamos acostumbrados hasta la fecha.

Más información: www.info-computer.com

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación