Publicado 22/07/2020 12:38:27 +02:00CET

Un 30% de los menores de 18 años en la Comunitat está en riesgo de pobreza

Perfiles de pobreza
Perfiles de pobreza - SAVE THE CHILDREN - Archivo

VALÈNCIA, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

Un 30,4% de los menores de 18 años en la Comunitat Valenciana está en riesgo de pobreza. Así lo revela el análisis que ha hecho Save the Children a raíz de la última Encuesta de Condiciones de Vida del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Aunque la tasa se había reducido ligeramente en los últimos años, en total, 257.277 niños de la autonomía todavía estaban en una situación de pobreza en 2019, antes de la pandemia por Covid-19. "Todo ello evidencia la necesidad de continuar tomando medidas urgentes para reducir la desigualdad y la pobreza entre aquellas familias que más lo necesitan", han informado desde la organización.

Las prestaciones sociales existentes hasta el momento en España solamente ayudan a reducir la pobreza infantil en tres puntos porcentuales, cuando se compara la tasa de pobreza antes y después de recibir las mismas, lo que demuestra que todavía son "insuficientes" para mejorar la situación de pobreza infantil en el país, han advertido.

En su análisis, Save the Children ha alertado de que, aunque las tasas de pobreza en adultos caen en más de un punto a nivel estatal, las familias con hijos a cargo, especialmente las monoparentales, continúan sufriendo más la pobreza, estando siempre por encima del 20%. La organización ha destacado que el 41,1% de las familias monoparentales está en riesgo de pobreza y que estos hogares están mayoritariamente encabezados por una mujer sola.

Save the Children también considera relevante el incremento de niños menores de 18 años que hay viviendo en pobreza severa en la Comunitat Valenciana, un 14,7%, por encima de la media estatal, con un 13%. Esto supone que casi 124.000 niños de la autonomía se encuentran en esa situación.

Asimismo, la organización ha apuntado a la brecha digital y su impacto en la brecha educativa en España. En el último periodo ha habido un aumento de niños menores de 16 años sin acceso a un ordenador personal, hasta alcanzar el 8,7%. Además, Save the Children ha alertado de que la pobreza condiciona el aprendizaje, ya que solo el 25% de las personas con educación superior provienen de familias vulnerables. En cambio, más de la mitad de aquellas personas que solo tienen educación primaria provienen de hogares con pocos recursos.

SIN IMPACTO COVID

Save the Children ha puntualizado que estas cifras son de 2019 y, por tanto, no reflejan el impacto de la Covid-19 en los hogares con menos recursos. La organización estima que las consecuencias de la crisis económica en las familias vulnerables aumentarán considerablemente los datos de pobreza infantil en los próximos años.

Si ya los datos de 2019 reflejan una situación "preocupante", según una encuesta realizada por Save the Children, una de cada seis familias con niños en la Comunitat Valenciana ya ha perdido el empleo de forma permanente a causa de la pandemia y casi la mitad ha sufrido un recorte de sueldo de forma temporal, una situación que empeora cuando las familias están en una situación vulnerable.

El estudio de Save the Children sostiene que las mujeres evidencian mayor precariedad y pobreza laboral, lo cual las sitúa en peor lugar para afrontar una crisis como la actual, especialmente las jóvenes, las migrantes y las que tienen baja cualificación.

Además, algunos de los sectores más afectados por el confinamiento, como el comercio, turismo y hostelería, están altamente feminizados. Otros sectores feminizados, como el sector sanitario o el de cuidados, han sufrido menos impacto económico, pero en su lugar expone a las mujeres a un riesgo de contagio más elevado.

COSTE DE LA CRIANZA

Save the Children ha recordado que el coste mínimo para poder criar a un niño en condiciones dignas es de 536 euros al mes en la Comunitat Valenciana.

Para las madres solas con hijos a cargo llegar a fin de mes es complicado: el salario mínimo en España es de 900 euros y el salario más común es de 1.457 euros al mes, según la Encuesta de Estructura Salarial del INE. Estas mujeres tienen muchas más dificultades para acceder al mercado laboral y para conciliar, por lo que acaban teniendo un salario mucho menor que el de los hombres y están más expuestas a la pobreza.

Por todo ello Save the Children valora el decreto del Consell que permite compatibilizar la Renta Valenciana de inclusión con el Ingreso Mínimo Vital, pero pide al Consell que la amplíe para cubrir a todas aquellas familias con hijos a las que no llega el IMV. Sobre este punto, la organización ha recordado que, en este momento, dos tercios de los niños en situación de pobreza se quedan fuera del IMV.

Contador

Para leer más