Bioparc conmemora el Día Mundial de la Jirafa para concienciar sobre su "declive silencioso"

Actualizado 21/06/2019 10:02:55 CET
Tres jirafas de Bioparc de Valencia se mudan al parque de Cabárceno para crear una reserva genética
BIOPARC - Archivo

VALÈNCIA, 21 Jun. (EUROPA PRESS) -

Bioparc València conmemora este sábado, 22 de junio, el Día Mundial de la Jirafa con actividades especiales para concienciar sobre su situación crítica y su "declive silencioso" como especie e implicar a la ciudadanía en su preservación.

El evento se celebra de 11 a 14 horas con varias propuestas para dar a conocer de forma lúdica el estado de amenaza de la jirafa y sus subespecies, detalla el zoológico en un comunicado.

El Día Mundial de la Jirafa, organizado por la Fundación para la conservación de las jirafas (GCF), está marcado en el calendario este viernes a nivel mundial y persigue dos objetivos: dar a conocer la situación crítica de esta especie e implicar en su conservación.

En 2019, la conmemoración se dedica al 'Rastreador Twiga' (Twiga Tracker), el mayor programa de seguimiento GPS vía satélite empleado en África. El fin de este proyecto es realizar la vigilancia de 250 jirafas para conocer sus movimientos y cómo utilizan el hábitat.

Esta iniciativa, con la participación del parque valenciano a través de la Fundación Bioparc, está destinada al movimiento de animales a lugares más seguros en Uganda para su conservación.

Las jirafas se enfrentan a dos amenazas principales: la expansión de ciudades y pueblos en su hábitat y la caza furtiva. Su "constante declive silencioso pasa desapercibido", con lo que
es "una de las especies más olvidadas de la sabana africana".

Aunque esta incluida como 'vulnerable' en la Lista Roja de Especies Amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), hay poca investigación dedicada a sus costumbres o comportamientos. Estudios recientes resaltan la elevada fragmentación y el rápido declive de sus poblaciones.

Actualmente, la principal preocupación de los expertos es el estado de sus poblaciones salvajes. "Si no se toman medidas urgentes al respecto, seremos testigos de su extinción. Y en ello resulta clave la no invasión de su hábitat y el desarrollo de otras actividades económicas y medios de subsistencia", defienden desde el Bioparc.

Existen cuatro especies de jirafas y cinco subespecies que viven en varias áreas geográficas de África. Una de ellas es la que habita en Bioparc, hasta ahora conocida como jirafa de Rothschild o Baringo (Giraffa camelopardalis rothschildi), cuya distribución abarcaba el norte de Uganda y el centro-oeste de Kenia. Con la nueva clasificación pasan a incluirse a la subespecie de jirafa Nubia.

En el parque han nacido varias de estas crías dentro del programa europeo de conservación (EEP) de esta subespecie; algunas de ellas ya trasladadas a otras instituciones para crear nuevos grupos reproductores. Por ello, desde el zoológico destacan su papel como centro de referencia en la preservación de esta subespecie.

DE LOS VIGILANTES DE LA SABANA A UN TALLER DE MÁSCARAS

Por todo ello, con motivo de la celebración, Bioparc València ofrece este sábado una programación especial para compartir con los visitantes el compromiso con la conservación de esta especie emblemática de África.

De 11 a 14 horas, en varios puntos del recinto se desarrollarán actividades como la charla 'Twiga, los vigilantes de la sabana', una mesa con muestras biológicas y la manualidad 'Crea tu máscara de jirafa'. Estas iniciativas pretenden dar a conocer a las especies de jirafas que habitan África y su grado de amenaza. Durante todo el día habrá paneles informativos en la zona del palmeral.