Publicado 06/09/2022 14:11

Catalá afirma que su reforma fiscal es "progresiva" y Barceló le reprocha que el Consell del PP subió impuestos

María José Catalá en imagen de archivo
María José Catalá en imagen de archivo - PP

VALÈNCIA, 6 Sep. (EUROPA PRESS) -

La secretaria general del PPCV, María José Catalá, ha afirmado que la propuesta de reforma fiscal del PP es "progresiva" y ha instado al president, Ximo Puig, a que "más allá de descalificar, lo que tiene que hacer es una propuesta concreta" tras su anuncio de reforma fiscal. Mientras, la síndica del PSPV, Ana Barceló, ha destacado la "trayectoria" del PP en esta materia y le ha reprochado a Catalá que cuando la 'popular' era consellera, el gobierno valenciano subió dos veces los impuestos.

Así lo han manifestado ambas portavoces en la rueda de prensa posterior a la Junta de Síndiques, en la que Catalá ha respondido al president, Ximo Puig, que ha considerado que la propuesta del PP es "regresiva" y ha afirmado que la del Consell es "progresiva" y "constitucionalista".

"Tengo inquietud académica, como doctora en Derecho Constitucional, por saber qué significa constitucionalista para Puig, porque no he visto ninguna propuesta de bajada de impuestos no constitucional. Progresiva es también la propuesta del PP", ha aseverado Catalá.

De hecho, la síndica 'popular' considera que el Consell "ha tenido a bien acoger por fin las propuestas del PP" y por eso ha señalado que volverán a presentar en Les Corts su propuesta de reforma fiscal.

Por su parte, Barceló ha defendido que la propuesta del Consell partirá de un estudio que buscará "ayudar a las familias" y que se tendrá en los presupuestos de 2023, que serán "muy pegados al suelo, a la realidad y al territorio".

La síndica socialista ha dudado de la "credibilidad que pueda tener esta iniciativa de bajar impuestos" del PP, y ha considerado que "parece más enmarcada en el populismo que en el realismo". "Cuando Rajoy estaba en campaña, los titulares eran 'Vamos a bajar impuestos', pero lo primero que hizo fue tragarse el titular y a los pocos meses, subir los impuestos", ha manifestado.

Asimismo, ha considerado que "un mileurista con la propuesta del PP se ahorraría 21 euros mientras que una persona que cobra un sueldo alto como puede ser el presidente del PP se ahorraría 1.225 euros". "No sé qué entienden por progresividad y justicia", ha aseverado.

COMPROMÍS Y UNIDES PODEM

Por parte de Compromís, Papi Robles ha señalado que en la reforma de 2017 "ya se bajaron los impuestos a un millón y medio de personas" y se "pidió a la gente que más gana que pueda aportar más". Para la síndica de Compromís, la reforma fiscal debe permitir "dibujar el modelo de sociedad" y ha considerado que hay que "bajar impuestos a quien menos gana". "Tiene que aportar quien más tiene y recibir quien menos tiene", ha agregado.

Por parte de Unides Podem, Pilar Lima ha aseverado que su formación no va a "permitir un giro a la derecha" del Botànic y que "esto ya no va tanto de bajar y subir impuestos, sino de quién va a pagar menos y quién va a pagar más". Respecto a la reforma que auspicia el PP, la portavoz adjunta, Estefanía Blanes, ha bromeado con que "en temas fiscales, si es una propuesta que viene del PP, es una propuesta a evitar".

Desde el resto de la oposición, la síndica de Ciudadanos, Ruth Merino, ha exigido a Puig "menos anuncios y más práctica". Merino ha advertido que "a ver en qué se concreta y si los socios de gobierno lo permiten", porque "ya se sabe que siempre optan por criterios partidistas". Por ello, ha instado al Consell a que los próximos presupuestos autonómicos "se centren en las necesidades de la gente y se dejen a un lado los intereses ideológicos".

Más información