Actualizado 27/01/2012 12:39 CET

Unos cien trabajadores de la limpieza de colegios públicos se concentran contra el recorte de horas y sueldo

Protesta De Empleados De La Limpieza De Colegios Públicos
EUROPA PRESS

VALENCIA, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

Cerca de un centenar de trabajadores del servicio de limpieza de los colegios públicos de la ciudad de Valencia se han concentrado este viernes ante la puerta principal del Ayuntamiento para protestar contra el recorte de horas de trabajo y la correspondiente disminución de sus salarios.

Los empleados, concentrados desde las 10.00 horas aprovechando la celebración esta jornada en el consistorio del pleno ordinario del mes de enero, han mostrado pancartas en las que se podía leer 'Por la defensa del empleo con derechos, limpieza de edificios y locales públicos'. Asimismo, han tirado fregonas al suelo y alguno de ellos lo llevaba en la cabeza.

El secretario del comité de empresa de la firma Eulen, responsable del servicio de limpieza de los colegios públicos de la capital, Pedro Medina, ha explicado a Europa Press que el recorte de horarios que se les ha impuesto a estos trabajadores es de un 15 por ciento, un porcentaje que supone "42.000 horas anuales" menos. Asimismo, ha destacado que esta decisión afecta a cerca de 240 empleados, según a dicho, a "toda a plantilla" aunque ha precisado que "a unos de una manera y a otros de otra".

Medina ha explicado que el recorte entró en vigor el pasado 23 de enero y ha criticado que ante esta decisión la empresa diga a los trabajadores que "limpien menos" cuando la limpieza es un servicio necesario en espacios como los centros educativos. Ha resaltado que los afectados por el recorte trabajan en colegios de Primaria, a los que asisten alumnos de entre tres y doce años, por lo que ha considerado que la limpieza es "fundamental".

Asimismo, el representante del comité de empresa ha manifestado que no entienden "que el Ayuntamiento consienta esta actitud por parte de la empresa". Ha señalado que los trabajadores han remitido escritos al consistorio para que "no se aplique así el pliego" que rige este servicio. "No sabemos quién vigila la calidad del servicio y el pliego", ha aseverado.

Los trabajadores del servicio de limpieza de los colegios públicos de Valencia rechazan también, además de la reducción de horas de trabajo y la pérdida de poder adquisitivo, modificaciones contractuales por las que los trabajadores pasan de fijos a fijos discontinuos, con su consecuente traslado a los salarios. Denuncian que cobran un salario medio de 500 ó 600 euros mensuales y que con la reducción, pasarán a percibir 425 ó 510 euros al mes, pese a llevar tres años con el salario congelado.